Miércoles 20/09/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Seguridad

Un problema que preocupa a Interior

Operación salida: La DGT aumenta el número de test antidrogas a los conductores

Realizará 100.000 pruebas a lo largo de este año y 150.000 en 2018. En 2016 el 39% de los controles dieron positivo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Este viernes se inicia una nueva fase de la operación salida de verano, con miles de desplazamientos en carretera hacia las zonas de veraneo como la costa. En estos grandes despliegues la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil realiza controles de droga, que se van a aumentar este año y el que viene.

Control antidrogas de la Guardia Civil. Control antidrogas de la Guardia Civil.

El laboratorio de análisis clínicos Synlab, que realiza el informe analítico de miles de pruebas de drogas, explica que el objetivo de la Dirección General de Tráfico para este año 2017 es realizar alrededor de 1000.000 test de drogas en las carreteras de toda España.

A principios de año, el director de la DGT, Gregorio Serrano, afirmó preocupado: “Tenemos un problema con el alcohol y la droga en la conducción”. Y es que en 2016 aumentó el número de fallecidos en las carreteras, rompiendo la tendencia de descensos que se llevaba dando desde hacía años.

Y se puso encima de la mesa un dato relevante: el 40% de los conductores fallecidos en accidente de tráfico presentaban o bien alcohol o bien drogas en el organismo en el momento de su muerte.

De ahí que Tráfico vaya a volcarse en aumentar los controles para cazar a los conductores que hayan consumido alcohol o drogas y que ello sirva como disuasión.

Si este año se plantea el objetivo de 100.000 controles antidrogas, para 2018 el número crecerá un 50%: los guardias civiles de Tráfico realizarán 150.000 pruebas para detectar sustancias psicotrópicas en el organismo de los conductores.

En 2016 se hicieron 60.942 pruebas de drogas, según la DGT, y un 39% de quienes fueron parados y se sometieron a este análisis dieron positivo. Se trata de una proporción mucho mayor a la de positivos en test de alcoholemia, un 1,5%, ya que los test antidroga se hacen de forma más puntual y no a la generalidad de los conductores, sino a quienes dan muestras de encontrarse bajo los efectos de las drogas o a quienes se ven implicados en accidentes.

Y según un estudio del Ministerio del Interior, un 12% de las personas que se ponen al volante en España lo hacen habiendo consumido antes alguna sustancia narcótica distinta del alcohol.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·