Martes 26/09/2017. Actualizado 13:37h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Seguridad

Es un delito de revelación de secretos. La dirección general de la Policía busca al filtrador a El Mundo del informe sobre las cuentas en Suiza de Artur Mas y Pujol

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Quién o quiénes elaboraron el "borrador pendiente de registrar" sobre las cuentas que Artur Mas y la familia de Jordi Pujol tienen en Suiza. Este es el objetivo que se ha fijado la dirección general de la Policía. La investigación ya ha comenzado.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, la dirección general ha encargado a la unidad de Asuntos Internos del Cuerpo Nacional de Policía que localice quién filtró al diario El Mundo este documento. La información estaba firmada por Eduardo Inda y Esteban Urreiztieta.

En el borrador, tanto en el publicado en el periódico, como en el suministrado a la prensa por el Sindicato Unificado de Policía, no aparece la firma del autor, ya que se ha tachado para no dar a conocer la identidad del filtrador.

El documento fue elaborado hace ya varios meses (la fecha también aparece oculta) por un funcionario (policía), que redacta este informe de manera individual. Según las fuentes policiales consultadas por ECD, lo hace después de reunir la información que sí aparece en otros cuatro informes que ya se encuentran judicializados.

Por tanto, los datos sobre las cuentas en Suiza de Artur Mas y Pujol son “reales y verdaderos”, ya que forman parte de documentos que se encuentran en sede judicial, explican las mismas fuentes.

El problema es que dar a conocer datos de informes judiciales no está permitido. Se trata, por tanto, de un delito de revelación de secretos. La investigación de la Policía se centra en saber quién pudo extraer esos datos de los cuatro informes y cómo lo hizo.

El SUP afirmó que el documento se había filtrado porque alguien decidió que el borrador se quedara en un cajón.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·