Miércoles 18/10/2017. Actualizado 17:43h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Seguridad

Ocho meses después de la tragedia

Al Qaeda detalla cómo planeó el atentado de Charlie Hebdo para provocar nuevos ataques

Ha elaborado y difundido un análisis militar en el que explica paso a paso cómo los hermanos Koachi idearon y llevaron a cabo la matanza en el semanario satírico francés

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El 7 de enero de 2015, dos hermanos que formaban parte de una célula de Al Qaeda atentaron contra la sede del semanario satírico Charlie Hebdo. Ahora, cuando se cumplen ocho meses de la matanza, la organización terrorista han difundido un exhaustivo análisis militar en el que detallan cómo se gestó todo. El objetivo: promover nuevos ataques. 


Lema de las protestas contra el ataque terrorista a Charlie Hebdo. Lema de las protestas contra el ataque terrorista a Charlie Hebdo.

En el documento, al que ha tenido acceso El Confidencial Digital, Al Qaeda analiza pormenorizadamente el proceso llevado a cabo por los terroristas desde que se les encargó el atentado hasta que se produjo apenas unos días después.

Se trata de un análisis militar cuyo objetivo es facilitar la tarea a otros musulmanes residentes en Estados Unidos y en países occidentales dispuestos a morir en “la lucha contra los infieles”.

En el texto, los responsables de la publicación dotan a futuros lobos solitarios o miembros de células de todos los conocimientos necesarios para facilitar este tipo de actuaciones.

De este modo, la organización terrorista intenta revivir uno de sus atentados más sangrientos de los últimos años: el asesinato de 12 periodistas que formaban parte de la plantilla del semanario satírico francés Charlie Hebdo, donde en más de una ocasión se publicaron imágenes del profeta Mahoma.

Una operación de “inteligencia especial”

La “operación de Charlie Hebdo” es considerada por Al Qaeda “una operación de inteligencia especial”, según se extrae del texto.

Califican el atentado como una “operación de asesinato acertada, lograda con alta precisión y excelencia”.

Es precisamente por este “nivel excepcional” en la ejecución de la matanza que los miembros de la organización criminal la han escogido como ejemplo para alentar nuevos ataques de características similares entre lobos solitarios y células en países occidentales.

Cabe recordar que ambos terroristas murieron tiroteados por la policía francesa, por lo que su imagen de mártires no hace más que dar valor al atentado, según Al Qaeda.

Así se gestó el atentado

La preparación del atentado comenzó, según explican en el texto, con la selección de un objetivo en concreto. Aunque en un primer momento sólo estaba previsto ejecutar a Stéphane Charbonnier, éste se amplió a todos los caricaturistas que “difamaban la religión y al Profeta Mahoma” en las páginas del semanario.

Aunque desde Al Qaeda en principio consideraron dejar el atentado en manos de un lobo solitario, tras varios meses de inactividad en este sentido, optaron por encargárselo a la célula de la que formaban parte los hermanos Koachi, precisan en el informe.

El primer método, orientado hacia la idea de que un lobo solitario perpetrase la matanza desvinculaba casi por completo a la organización de la autoría de los asesinatos.

Finalmente, fue encargado a personas “entrenadas” pertenecientes a algún núcleo yihadista de la zona y preparado para llevar a cabo “con éxito” la tarea encomendada.

Según apunta Al-Qaeda, los hermanos Koachi estaban preparados “militarmente y psicológicamente para ejecutar satisfactoriamente la operación”.

Una vez elegido el método sólo quedaba poner en marcha el operativo.

-- El primer paso: recoger toda la información necesaria para alcanzar su objetivo y entrenarse física y armamentísticamente para ser apto en la ejecución de la operación.

-- Al mismo tiempo, debía conseguir todos los materiales necesarios remendados desde la célula.

-- Encontrar el momento idóneo era la tercera fase, consecuencia directa del estudio pormenorizado de la víctima. Escogió el momento de la reunión diaria, cuando todos los integrantes del periódico se encontraban en la misma sala.

-- La sorpresa era crucial para ejecutar el ataque. De este modo, explican, los terroristas “alcanzan el mayor nivel de excelencia y perfección”.

Para los redactores del informe, el verdadero de los hermanos Koachi residió en dos pilares: por un lado, “supuso la victoria del honor del profeta e hizo callar las bocas abusivas” y, en segundo lugar, “la operación atormentó todas las naciones occidentales, llegando a ser clasificada como el 11 de septiembre francés”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·