Sábado 27/08/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Te lo aclaro

¿Existe la cuesta de enero?

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los regalos, las cenas y los excesos hacen que los consumidores rocen en muchas ocasiones el límite de sus tarjetas de crédito al finalizar el periodo navideño. Este mayor gasto sumado a un aumento de los precios en enero provoca que los ciudadanos lleguen con especial dificultad a pagar todas las facturas que reciben en el primer mes del año. Es por ello que comúnmente se ha denominado a este periodo “la cuesta de enero”. Sin embargo, ¿existe realmente este esfuerzo por parte de los consumidores?

Cartera vacía. Cartera vacía.

Durante el mes de diciembre y principios de año, miles de personas visitan centros comerciales y tiendas especializadas para comprar regalos a toda la familia. La ilusión y las ganas de consumo hacen que muchos de ellos gasten por encima de sus posibilidades.

Muchas de estas personas que deciden acudir a estos establecimientos son trabajadores que han recibido un aguinaldo por parte de su empresa para las fiestas navideñas. Lo que en un primer momento es un regalo, puede transformarse para algunos después en un problema.

Se gasta más de lo que se tiene en la cuenta

El sociólogo Rafael Egido explica a El Confidencial Digital que en ocasiones “tener más dinero en el bolsillo provoca que se gaste más”. Afirma que multitud de familias, revisan sus cuentas el 7 de enero y descubren que no solo han gastado lo que le habían proporcionado como aguinaldo, sino más de lo que poseían en la cuenta.

Este tipo de situaciones son comunes en la familia tradicional española. Es por ello que a la hora de afrontar el resto del mes de enero, lo realizan con muchas dificultades. Las facturas de la luz, el agua y el teléfono llegan a los hogares y los ingresos que se han percibido a finales de diciembre han desaparecido.

Es en ese momento, aclara Egido, cuando aparece esa cuesta de enero. En el momento en el que se atraviesa el primer mes del año bajo la resaca adquisitiva de las navidades. Sin embargo, tres semanas más tarde, llega a las cuentas la nómina para traer algo de tranquilidad a las familias.

En el resto del mundo siguen el mismo patrón de consumo

El consumo y las compras pasan más tarde a convertirse en escasez, pagos y facturas en enero. Es una especie de ciclo. El economista José Carlos Díez afirma a ECD que ve lógico este comportamiento, ya que donde hay una cuesta abajo hay una cuesta arriba.

Añade que en multitud de ocasiones el salario de las personas no puede soportar el nivel de adquisiciones realizadas en un tiempo tan corto.

Sin embargo, aclara que este tipo de comportamiento a la hora de consumir durante el periodo navideño no es único de España. En la mayoría de países europeos siguen este patrón, al igual que en Estados Unidos.

Un ejemplo de ello es que en febrero de 2015 las ventas en EEUU bajaron un 7%. En España, ese descenso es más pronunciado llegando hasta el 25% con respecto a diciembre del año anterior.

La explicación de esta gran diferencia es la distribución de las festividades. En Estados Unidos comienzan el periodo de adquisición de regalos antes que en España con la celebración de Acción de Gracias. "Por lo que la subida en ventas así como su caída es más gradual", explica Díez.

La cuesta de enero no será tan dura este año

La cuesta de enero por lo tanto es algo que existe y que ha existido desde hace muchos años. No obstante, la de 2016 será más suave.

Carmen Tomás, periodista especializada en asuntos económicos, comenta a ECD que durante muchos años se ha experimentado una subida de precios a medida que subía la inflación. Es por ello que a principios de enero, los consumidores se encontraban con un aumento del precio de la luz, el teléfono o el tabaco.

Bajada de tarifas domésticas y del IRPF

Sin embargo, este ejercicio será diferente, ya que la inflación ha sido negativa y acabó el año en 0. Ante esta situación, durante el mes de enero bajará la luz y el gas, algo que sin duda facilitará a los consumidores la cuesta de enero, afirma Tomás.

Además, los derivados del petróleo han bajado. Existen miles de estaciones de servicio repartidas por toda España en las que el gasoil se encuentra por debajo del euro. Junto a lo anterior, hay que añadir la rebaja del IRPF, que aunque esta última de enero no ha sido especialmente importante, sumando las tres, supone un ahorro para los consumidores.

Por ello, el poder adquisitivo de muchas familias no se va a ver reducido sino todo lo contrario, se verá aumentado. Sin embargo, desde las principales plataformas de defensa del consumidor se anima a que se realicen compras responsables.

Expertos del sector afirman que durante el periodo de crisis, las personas han aprendido que no pueden gastar más dinero del que obtienen con sus nóminas. Pero cambiar las conductas de la sociedad no es tarea fácil.

Modos de no sufrir las consecuencias de este periodo

Egido recomienda planificar el dinero que se gasta durante las navidades para que más tarde los consumidores no se sorprendan con los dígitos de su cuenta corriente. Añade que actualmente muchas personas llevan ya a cabo este tipo de plan de ahorro.

Además, también recomienda hacer compras responsables y no compulsivas, sino guardarse una cantidad para hacer frente a a los últimos días del mes de enero, momento en el que uno puede verse más ahogados por las facturas.

Por lo tanto, de realizarse este ahorro, también permitirá hacer compras durante las rebajas, ya que productos que de haber realizado su compra en el mes de diciembre hubieran sido mucho más caros.

Negocio

Otra forma de ordenar las facturas, albaranes y recibos dentro de la impresora y en formato digital

Hasta ahora, solíamos ordenar nuestros albaranes, facturas y documentos de manera convencional: realizábamos los agujeros oportunos y los archivábamos en carpetas en función de su procedencia. Ahora hay otra manera más rápida, mas económica, de hacerlo.

·Publicidad·
·Publicidad·