Martes 26/09/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Te lo aclaro

¿Por qué los deportistas son cada vez más mayores?

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Cristiano Ronaldo, 33 años. Rafa Nadal, 30. Pau Gasol, 37. Serena Williams, 35. Usain Bolt, 31. Roger Federer, 36. Leo Messi, 30. Kobe Bryant, 39. Son solo algunos ejemplos de los mejores deportistas del mundo. Todos superan la treintena, cuando hace sólo unos años era la edad elegida para retirarse de las competiciones. A día de hoy, todos ellos disfrutan de sus mejores momentos profesionales. ¿Por qué los deportistas son cada vez más mayores?


Cristiano Ronaldo, 33 años Cristiano Ronaldo, 33 años

Es un hecho que los profesionales del deporte se retiran a edades cada vez más avanzadas. Por ejemplo, la media actual de los miembros de la Selección española de fútbol es de 27 años, los mismos con los que Maradona empezó a pensar en su jubilación del terreno de juego.

¿Qué ha ocurrido para que algunas de las estrellas de los podios luzcan canas? Médicos consultados por El Confidencial Digital apuntan varias causas.

Calidad de vida

La primera es la evolución de las condiciones de vida de la media de la población. Los actuales deportistas de élite son nacidos en la década de los 80. Entonces, los medios sanitarios de la mayoría países occidentales eran muy avanzados, incluso en la aún existente Unión Soviética.

La tasa de mortalidad infantil era prácticamente cero, el acceso a los servicios mínimos sanitarios era universal y la alimentación, suficiente para asegurar un saludable estado físico. El estado del bienestar se asentaba en Occidente.

Para profesores de Historia de la Medicina, la mejora de las condiciones de vida en la infancia influye en buena parte en el rendimiento corporal a largo plazo, más aún en personas dedicadas profesionalmente a actividades físicas; no sólo deportistas, sino también soldados o profesionales de la construcción.

La dieta, decisiva

Otro factor determinante es el seguimiento de una alimentación adecuada a la actividad que se realiza. La tendencia general de la población es el control de la ingesta de grasas y proteínas, y en el caso de los deportistas, la dieta se mira con lupa.

La especialización en dietética de muchos profesionales sanitarios consigue resultados muy positivos en el rendimiento físico de los deportistas. El seguimiento de su alimentación es continuo: los preparadores están al tanto de cada porcentaje de alcohol que ingieren las estrellas de los grandes equipos.

Lo mismo ocurre con los hidratos de carbono, base de la dieta de un deportista de élite. Este control exhaustivo permite que el organismo no se resienta a edades tempranas, como el final de la veintena.

Y por supuesto, es determinante el inexistente vicio al tabaco, más común en los años 80 y 90 (se hizo habitual la imagen de Maradona fumando, al igual que sus declaraciones sobre su consumo de droga).

Aumenta la esperanza de vida

Además de los hábitos de alimentación y de la buena atención sanitaria en la infancia y adolescencia, el exponencial aumento de la esperanza de vida del siglo XX marca los ritmos biológicos y el rendimiento de la condición física, también de los deportistas.

Los expertos prevén que se alargue la vida hasta los 140 años, y de hecho, el porcentaje de población con enfermedades o lesiones propias del desgaste físico con 65 años es cada vez menor. La tendencia es llegar a los 70 en condiciones similares a las que se tenían a principios de siglo XX con 45 años.

Por tanto, la capacidad de resistencia durante más tiempo aumenta. Lo mismo ocurre con la edad fértil de las mujeres: los embarazos se retrasan y es corriente quedarse en estado pasados los treinta, con lo que el reloj biológico se va adaptando: la menopausia se aleja de los 40 y se generaliza en la década de los 50.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·