Jueves 17/08/2017. Actualizado 01:48h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Te lo aclaro

¿Qué va a pasar tras la subida del IVA?

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Grandes empresas como Media Markt, Inditex o Carrefour, han anunciado medidas para paliar el incremento del IVA, mientras se recrudece el debate entre economistas y políticos sobre la conveniencia de la medida.

-         La poderosa textil Inditex ha anunciado que no repercutirá sobre sus precios la subida del IVA. Y la cadena Carrefour ha prometido, con matices, hacer lo mismo. Son iniciativas que llegan tras una iniciativa de mucho éxito, como el Día Sin Iva de Media Markt. Otros grandes sectores, sin embargo –eléctricas y empresas de hidrocarburos- repercutirán enteramente sobre el consumidor la subida del IVA en julio sobre los precios de la luz, el gas, el butano y las gasolinas.

-         En el rico debate habido en torno a la subida del IVA, los defensores de la subida del impuesto parten de la base de que este es un mal menor. Se aduce que nuestro tipo máximo hasta ahora, el 16%, es muy bajo en relación con el promedio de los países de la Unión Europea, por lo que hay margen de subida. Y se aduce también que esa diferencia en el IVA y en otros impuestos indirectos ha coadyuvado a la crisis: la economía española estaba impulsada por el aumento del crédito bancario, que ha multiplicado la inversión y el consumo hasta unos niveles de endeudamiento extraordinario en familias y empresas. Y, como este año, los salarios van a seguir subiendo, la inflación que podría suponer la repercusión del IVA sobre los precios no ha de ser problemática.

-         Al mismo tiempo, si bien la deuda pública española dista mucho de los niveles de la griega –Grecia dobla a España con el 110% del PIB-, el ritmo de crecimiento de esa deuda es el mayor de la Unión. El Estado, por tanto, necesita liquidez, y la manera más inmediata de generar liquidez es con el IVA. Además, se aduce que empresas y familias han seguido endeudándose, por lo que resulta obligada la disminución del nivel de vida. El balance en las cuentas públicas exige menos consumo y menos crecimiento. Y el menor consumo propicia el mayor ahorro.

-         Con todo, al margen de la controversia política –las llamadas a la “rebelión” en el PP, el voto pro-subida del IVA de nacionalistas vascos y canarios con régimen fiscal propio-, la experiencia, sustentada por las teorías del economista Arthur Laffer, pone en duda la efectividad recaudatoria de gravar más, al generarse más economía sumergida y disminuir el consumo. Con la subida del IVA de 1993, la caída en recaudación fue del 11%. Y el nivel de la deuda española es tal que incluso con una efectividad recaudatoria inaudita en el IVA, apenas ha de verse paliado.

-         Al mismo tiempo, se critica la política económica del Gobierno: la subida del IVA no se ve acompañada de medidas suficientemente correctivas del gasto público. Por otra parte, es una medida que afecta de modo especial al sector turístico, al pequeño comercio y los autónomos, claves en la vitalidad económica del país: son los mismos protagonistas que han logrado rebajar el tipo del IVA en Francia para ganar en competitividad. En estos sectores, asimismo, han de subir los márgenes de intermediación, y la subida del IVA con la morosidad actual –todavía hay que pagar el IVA aun sin haber cobrado la factura- puede significar un empobrecimiento real.

-         Además, pese a los distintos porcentajes de IVA, y el pago de este impuesto conforme al gasto, se argumenta que no resulta “social”: es de aplicación universal, sin discriminar por principio según el nivel de renta individual, y afecta también a aquellos que se han de ver beneficiados por la asistencia del Gobierno.

-         Por otra parte, la subida del IVA no guarda total congruencia con el discurso económico hasta ahora ofrecido por Zapatero: como han mostrado los distintos estímulos económicos y el propio Plan E, el Gobierno apostaba por favorecer el consumo con inversión pública para paliar la recesión, mientras que ahora la medida va en sentido exactamente inverso.

“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·