Sábado 10/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Vivir

Guardia Civil y Policía recaban en Guatemala datos e información relevante de expertos en lucha contra “bandas latinas”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Centro de Formación que la Agencia Española de Cooperación Internacional (AECI) tiene en la ciudad de La Antigua (Guatemala) fue el marco escogido para una reunión entre policías de Centroamérica y miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad españolas. El tema: las Maras.

El imparable auge que está teniendo en nuestro país la violencia de los pandilleros latinos preocupa a los responsables de la Secretaria de Estado de Seguridad, dependiente del Ministerio de Interior. Por este motivo sus responsables convocaron a especialistas de la Policía Nacional y la Guardia Civil a un curso sobre maras, la vertiente más violenta de las bandas latinas, que ha tenido lugar en Guatemala.   El encuentro, un seminario denominado “El fenómeno de las maras, tendencias delictivas e implicaciones policiales”, tuvo lugar del 27 al 31 de marzo pasados en el Centro de Formación que la AECI tiene en la Ciudad de La Antigua (Guatemala). En él los especialistas de varias policías centroamericanas facilitaron a los españoles datos e información sobre la operativa policial contra las mencionadas estructuras de pandilleros.   Según ha podido saber El Confidencial Digital, este tipo de reuniones, pese a ser extraordinarias, no son excepciones. En otoño de 2004, el Secretario de Estado de Seguridad viajó a México para mantener un encuentro con este motivo. Del mismo modo, autoridades del continente americano han viajado a Madrid en varias ocasiones para informar de las novedades en la lucha contra este nuevo frente policial. Unos encuentros bilaterales, que se viene llevando a cabo ante la espiral de violencia que se está produciendo en estos ámbitos pandilleros de un tiempo a esta parte.   En las grandes capitales se ha ido afianzando este fenómeno, sobre todo entre las barriadas con mayor población inmigrante, donde el nivel de desarraigo es mayor. Pese a ello, las bandas comienzan a contar ya con muchachos nacidos en España entre sus filas.   Las bandas más conocidas en España son los Ñetas y los Latin Kings, pero comienzan a ser noticia algunas otras como los Dominican Don’t Play, Latin Forever, Punto 40, K18, Broters, Fuego Latinos, Latin Rapers o Panteras. En el mes de diciembre del pasado año, fueron detenidos en Madrid 33 miembros de estas bandas por su relación con dos asesinatos.   El caso de las Maras es mucho más preocupante. Las Maras 18 y Salvatrucha, son las dos más conocidas en países como Honduras. Aún no tienen presencia visible en nuestro país, aunque hay expertos policiales que confirman la existencia de algunos elementos “dormidos” de estos grupos en España.   Los “mareros” son auténticos asesinos, niños de la calle, sin nada que perder por las ínfimas condiciones en las que viven, que gastan sus días en pendencias y crímenes. Suelen estar tatuados de arriba abajo con los símbolos de su mara y en algunos países americanos se cuentan por muchos miles sus miembros.   El caso de las bandas latinas que existen en nuestro país es diferente pues, aunque también tienen un componente violento, su filosofía es muy distinta a la de las Maras. Según la Delegación de Gobierno en Madrid, sólo en la capital de España, las Fuerzas de Seguridad tendría “fichados” cerca de 1.000 miembros de estas pandillas, muchos de ellos menores de edad. A día de hoy, se cifran en cerca de 500 los miembros de bandas latinas en Barcelona. Otra ciudad donde su presencia es también importante es Valladolid.   En nuestro país, la mayoría de sucesos violentos relacionados con estas bandas han estado circunscritos a luchas entre intestinas por el control de territorios o por afrentas, aunque en ocasiones errores de identificación han llevado a la muerte a más de un joven, confundido como miembro de una banda rival.   Las bandas latinas no se limitan a las de sexo masculino. Existen casos de bandas exclusivamente femeninas, como las Latin Queens. En cualquier caso la captación de sus miembros la realizan entre jóvenes menores de edad de los estratos sociales más desfavorecidos, y presentan rasgos muy sectarios que impiden al que entra, salir de la misma libremente. Además las prácticas y ritos de iniciación de estos grupos incluyen en la mayoría de los casos prácticas ilegales como palizas, violaciones, y la comisión de pequeños delitos como muestra de fidelidad al grupo. Son estos delitos (tirones, hurtos, etc) los que generan la inseguridad y alarma ciudadanas.

·Publicidad·
·Publicidad·