Jueves 08/12/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Vivir

Lo que se enseña en Israel a los escoltas de un importante empresario español: defensa personal, la técnica del ‘Krav Maga’, tiro defensivo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Durante la primera quincena de abril tuvo lugar un curso de formación en Israel destinado a escoltas españoles. Alguno de ellos protegen a un importante empresario español. Fueron aleccionados en técnicas de defensa israelí cuerpo a cuerpo y manejo de armas.

El curso se desarrolló entre los días 6 y 13 de abril al norte de Tel Aviv, en Herzeliya. Los asistentes fueron más de una docena de escoltas que acudieron a “la Meca de la seguridad” -como alguno de los asistentes definió a Israel- por la situación de alerta constante que viven en la lucha antiterrorista.

Los instructores eran miembros que pertenecen o han pertenecido a las Fuerzas Armadas hebreas y que ahora dedican su tiempo a formar a la elite militar policial y militar del país.

Las jornadas que vivieron los custodios –algunos encargados de la seguridad de un importante hombre de negocios español, otros miembros dependientes del Ministerio de Interior y seguridad privada en el País Vasco- se resumen así:

--Ejercicio físico a primera hora de la mañana: carrera continua, velocidad, dominadas varias y resistencia, entre 45 minutos y 1 hora.

--Krav Maga (en hebreo significa “lucha de contacto”): cuatro horas diarias por la mañana. El instructor fue Amnon Maor, coronel del ejército israelí y creador de un sistema propio de este tipo de práctica defensiva, el Krav Maga Maor, que es empleada en la instrucción de los “Yaman”, unidad de elite de Israel que se encarga de la protección de personalidades.

En las clases se enseñó defensa contra agresiones en el trabajo del escolta, como agarres, golpes variados, patadas, estrangulamientos, palos, cuchillos y pistola. Se insistió bastante en la posición final de los movimientos: mantener la distancia frontal con el agresor o cómo ubicarse lateralmente para reducir el tiempo de reacción del contrincante. Si el escolta porta un arma enfundada, el instructor advirtió que debían mantenerla lejos de las manos de los agresores. La rapidez en ejecutar esta técnica es vital.

Para el trabajo propio de los escoltas, los asistentes aprendieron a conocer las distancias con el VIP –para los diestros, hay que situarse tras el protegido a un brazo de distancia por el lado derecho- y los tiempos de reacción para cada agresión. Algo tan sencillo como adoptar la posición adecuada cuando están sentados es imprescindible para poder reaccionar con rapidez ante posibles amenazas.

-- Técnicas de tiro defensivas: cuatro horas durante las tardes. Los conocimientos adquiridos versaron sobre el estudio, desarrollo y práctica de las técnicas básicas y avanzadas israelíes de tiro táctico, de combate y de situación (TCS), empleando distintos tipos de armas cortas –modelo Jericó- y largas –mini-UZI.

Los participantes aprendieron comportamientos básicos de seguridad como, por ejemplo, que en los desplazamientos con el arma hay que llevar el dedo fuera del gatillo o que hay que encarar la amenaza de frente para evitar “balas perdidas” sobre los civiles.

También se realizaron una serie de ejercicios de tiro dinámico en el que se emplearon parapetos. Este tipo de supuestos enseñaron a los asistentes cómo se deben hacer los desplazamientos y cambios de cargador a la carrera, bajo una protección o de qué manera se entra en una sala sin tener información previa sobre la amenaza.

Estas son algunas imágenes recogidas por El Confidencial Digital:

El instructor muestra cómo zafarse de un estrangulamiento

 

El escolta se interpone entre el agresor y el VIP para preparar la defensa

 

Hay que tener en cuenta que en los parapetos hay que evitar exponerse. La imagen corresponde aun ejercicio de tiro.

 

Los escoltas españoles no pueden llevar armas largas. Los asistentes pudieron aprender cómo reaccionar con este tipo de armas, que sí están permitidas en Israel para labores de protección como la mini-UZI de la imagen.