Miércoles 28/09/2016. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Vivir

Las razones de la dimisión de José Antonio Camacho: Florentino Pérez le desautorizaba con los jugadores “estrella”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

José Antonio Camacho se marchó del Real Madrid porque el Presidente del club blanco lo desautorizó repetidas veces ante los jugadores “estrella”. Esas son las auténticas razones de un extraño cese, hasta ahora poco explicado.

José Antonio Camacho se marchó del Real Madrid porque el Presidente del club blanco lo desautorizó repetidas veces ante los jugadores “estrella”. Esas son las auténticas razones de un extraño cese, hasta ahora poco explicado.

 

Según ha sabido ECD, Camacho, que no explicó en público los motivos de su escapada, sí ha detallado a algunos de sus íntimos las verdaderas causas, resumido en que se vio desautorizado en varias ocasiones por Florentino Pérez.

 

En opinión del “mister”, los “galácticos” del Real Madrid dedican el 90 por ciento de su actividad a la publicidad, a las multinacionales y empresas del ámbito deportivo que les patrocinan o gestionan sus derechos de imagen, mientras que el restante 10 por ciento lo dedican al equipo. Pasan más tiempo en viajes y compromisos publicitarios que dedicados al balón.

 

Camacho se propuso poner orden. Se dedicó a denegar los permisos que solicitaban para ausentarse Y exigía por ejemplo, la concentración de los jugadores los días previos a los partidos, recortando así la actividad externa. ¿Qué ocurrió? Que los jugadores puenteaban al entrenador, llamaban al Presidente, y este les permitía todo.

 

Camacho no tuvo, pues, un problema con los jugadores, con el manejo de la plantilla, sino con Florentino Pérez. Otro hecho que demostraría lo anterior es que impuso un sistema de castigo consistente en duplicar el esfuerzo. En lugar de aplicarles multas por falta de rendimiento –cantidades que para ellos no son demasiado onerosas- imponía entrenamientos extra por las tardes, con lo que él mismo también tenía que dedicar ese tiempo al trabajo.

 

Florentino parece que también habló con Camacho para explicarle la “inconveniencia” de sentar en el banquillo a las estrellas, algo que no debía pasar. Y que ocurrió, por ejemplo, tras un partido en el que sentó a Raúl, Figo y Zidane.

 

Se ha apuntado que Camacho no ha querido contar sus problemas porque ha cobrado una buena cantidad que le obliga a ello. En realidad no es así. Sólo ha cobrado el finiquito por sus servicios en el club hasta el último día, 19 de septiembre, pero nada más.

 

Camacho mostró desde el primer momento su disposición a abandonar el club. Florentino Pérez le pidió que atenuara la salida diciendo que seguiría en la estructura del club, cosa que no ocurre, y que aceptó decir por hacer un favor al Presidente. Tras la marcha, viajó a Estados Unidos para desconectar (con lo que ya no hubo más entrevistas) y el billete se lo pagó él.

 

Personas próximas a la directiva del Real Madrid afirman que existe un creciente malestar en la misma por la mala situación del club y por la actitud del Presidente, que está convencido de que tiene la mejor plantilla de la Liga y que sólo hay que esperar unos meses a que escampe esta mala racha.