Domingo 24/09/2017. Actualizado 01:00h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Vivir

Revisar el aire acondicionado cada dos meses y no dejar aparatos electrónicos en 'stand by' son algunos trucos para abaratar la factura energética

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Revisar y limpiar los aparatos de aire acondicionado cada dos meses o no dejar 'la tele' y el ordenador en 'stand by' son algunos de lo trucos que utilizan expertos en energía y nuevas tecnologías para reducir la factura energética en sus hogares.

Según han explicado a El Confidencial Digital varios profesionales de los sectores energético, industrial y de las nuevas tecnologías, los “ciudadanos de a pie” pueden contribuir “con poco esfuerzo” al ahorro energético nacional y “de paso, a recortar el gasto de las facturas del agua, la luz y la electricidad en sus casas”.

Algunos de los trucos con mayor acogida entre ellos “por la sencillez de su aplicación” son los siguientes:

-- Utilizar la lavadora sólo cuando esté llena y procurar hacerlo con agua tibie. De esta forma, “se ahorrará agua y energía”, ya que “el resultado es el mismo” que si e lavara con agua caliente pero no hace falta utilizar tanta energía para calentarla.

-- Descongelar el frigorífico “1 ó 2 veces al año” para deshacer la capa de hielo que se forma en las paredes interiores de la nevera y el congelador y que provoca un aumento del consumo de energía.

En la misma línea, fuentes del sector de distribución y gran consumo recomiendan a los usuarios adquirir frigoríficos de bajo consumo, “con etiqueta energética A o B”, que permiten ahorrar hasta un 60% de energía eléctrica respecto electrodomésticos más antiguos, como “neveras de más de 10 años”.

-- Evitar el modo ‘standby’: aparatos como televisiones, reproductores de música u ordenadores cuando están en modo ‘standby’ “no están apagados y consumen un 15% más”.

-- Uso responsable de los aparatos. Además, desde el mercado tecnológico recomiendan utilizar “el modo suspenso o hibernación” en ordenadores portátiles para que este no esté “horas y horas encendido sin sentido y gastando”.

-- Usar correctamente las baterías y optimizar su carga para ayudar en el ahorro energético. Para conseguirlo, “es importante tener en cuenta el ciclo de carga-descarga inicial, procurando dejarlas cargándose un par de horas más después de haber completado la carga y fomentando que la descarga sea rápida”, apuntan.

- Desconectar los cargadores del móvil, cámaras de fotos, reproductores MP3, PDA, etc. cuando hayan completado la carga. “El aparato ya estará con toda la batería y aunque no esté enganchado a la red eléctrica, el cargador si lo está, por lo que sigue consumiendo”.

-- Utilizar calentador en vez de acumulador, ya que el primero ahorra energía y agua al calentar tan sólo la cantidad de agua que se requiera en cada momento. “El acumulador es rentable si se desea calentar gran cantidad de agua en poco tiempo”, añaden en este sentido.

-- Elegir una cocina de gas en detrimento de la vitrocerámica, ya que las tradicionales consumen una cuarta parte del gasto energético que requieren las cocinas eléctricas. no usar la de gas.

-- Revisar periódicamente los aparatos de aire acondicionado y limpiar “cada mes o cada dos meses” los ‘filtros de aire de retorno’ para alargar la ‘vida útil’ de los mismos y evitar tener que usar una potencia superior a la necesaria para conseguir que el aire pase por “rendijas sucias”. 

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·