Miércoles 07/12/2016. Actualizado 12:04h

  • this image alt

elconfidencialdigital.com elconfidencialdigital.com

La web de las personas informadas que desean estar más informadas

·Publicidad·

Vivir

La “odisea” de 55 navarros que compraron entradas para “Mamma Mia”, viajaron a Madrid y se las encontraron revendidas

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Una fecha: el 10 de diciembre. Los protagonistas: 55 navarros. Y un espectáculo musical: “Mamma Mia”. El problema: las entradas, reservadas y abonadas el 28 de noviembre en Cabanillas, habían sido revendidas por la organización.

Una fecha: el 10 de diciembre. Los protagonistas: 55 navarros. Y un espectáculo musical: “Mamma Mia”. El problema: las entradas, reservadas y abonadas el 28 de noviembre en Cabanillas, habían sido revendidas por la organización. Se trataba de un grupo de cincuenta y cinco amigos, de entre 22 y 65 años, que acudieron el pasado 10 de diciembre a la representación del musical “Mamma Mia” en el Teatro Lope de Vega de Madrid. Los interesados, navarros de origen y miembros de una sociedad cultural, contrataron un autobús para hacer el viaje en el día. Después de cuatro horas y media de trayecto, el grupo tenía cita en la calle Gran Vía. Les esperaban a las 22:00 horas, los intérpretes del musical: Nina, Marta Valverde y Paula Sebastiá. Decidieron hacer tiempo paseando de turismo durante la mañana. Pero, antes de la comida, en los alrededores del teatro, recibieron una llamada de Navarra. Les comunicaban que Top Ticket —la empresa encargada de la venta de entradas- debía recibir un fax o un correo electrónico confirmando su asistencia; en caso contrario, venderían las entradas. Hay que decir que el grupo había abonado en su momento ese dinero por ingreso bancario. Comienza la odisea. 55 personas desconcertadas y sin medios para comunicarse con los responsables de Top Ticket, según afirman los denunciantes. Pasadas las 17:45 horas se presentaron en las taquillas del teatro para recoger sus localidades con el documento nacional de identidad y el justificante de abono en la mano. Sorpresa. A esa hora, todas las localidades estaban vendidas. Así se lo comunican en taquilla. El responsable del grupo solicita una explicación a los empleados del teatro que les ofrece como compensación asistir a otra obra teatral: “Víctor Victoria”, con Paloma San Basilio y Francisco Valladares. La propuesta no fue aceptada y los 55 decidieron permanecer en el hall del teatro demandando sus entradas. Las horas fueron pasando y cerca de 1.000 personas se congregaron en torno al teatro, aguardando a que las puertas se abrieran para dar paso a la función. Crecía la tensión y el grupo afectado decidió abandonar, pacíficamente, el teatro. Los empleados habían solicitado la intervención de la Policía Nacional para desalojar a los “molestos”. Finalmente, los afectados decidieron presentar “un informe” en la comisaría de la calle Leganitos de Madrid, siguiendo el consejo de los policías. Además, los agentes les animaron a que presentaran una denuncia en los juzgados navarros y no en los de la capital. El informe recoge, punto por punto, lo sucedido y podría ser utilizado en caso de intervención judicial. Finalmente, el autobús devolvió al grupo a su pueblo de origen. Este confidencial se ha puesto en contacto con un portavoz oficial de Top Ticket. A juicio de esta empresa, todo ha sido fruto de “un malentendido”. Además, advierte que la confirmación de la reserva que solicitaron —el mismo día de la representación- es la manera que tienen de controlar los ingresos bancarios y responde a la “calidad del servicio” que quieren prestar. Manifiestan, además, su voluntad de llegar a un pronto entendimiento.