Judicial

El CGPJ prepara una guía para determinar qué juicios podrán ser telemáticos cuando acabe la pandemia

Se ha designado un equipo de tres vocales para analizar cómo hacer que las vistas sean públicas de forma online. Trabajan para tener listo el documento a final de mes

CGPJ
photo_camera Miembros del Consejo General del Poder Judicial, en una reunión manteniendo la distancia de seguridad

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha tenido decenas de reuniones extraordinarias en los dos últimos meses para tomar decisiones acerca de cuándo y cómo debían impartir justicia los magistrados en una situación como esta. Muchas de las medidas terminarán cuando finalice la desescalada, pero otras acabarán instaurándose en el sistema judicial para siempre. Es el caso de los juicios telemáticos, que han venido para quedarse. 

Por este motivo, el Poder Judicial ha comenzado a elaborar una guía para acotar cuáles y en qué condiciones se pueden celebrar este tipo de juicios. Según ha podido saber Confidencial Digital, tres vocales del Consejo, José María Macías, Victoria Cinto y José Antonio Ballestero, conforman el grupo de trabajo que espera tener este documento listo antes de que termine el mes. 

El órgano de los jueces ha previsto, en las medidas organizativas para hacer frente a la pandemia ( en el artículo 19.1 del Real Decreto-ley 16/2020 del 28 de abril)  que puedan celebrarse los procedimientos urgentes “preferentemente” de forma telemática por ser el sistema más eficaz. Para ello, han pedido que se instalen programas de videoconferencias en las salas de vistas y en los ordenadores de jueces y letrados. 

Sin embargo, fuentes del CGPJ reconocen que hay algunos vacíos legales que deben resolverse para que, una vez termine la desescalada, este sistema pueda afianzarse en la justicia. 

Audiencia pública ¿online? 

Uno de los grandes cometidos que tienen los encargados de hacer esta guía es cómo abordar el tema de que los juicios sean públicos como dicta la ley. Antes de empezar un juicio siempre hay que decir “audiencia pública” y, así, cualquier persona puede entrar y escuchar la vista. 

Cómo hacer esto de manera online es un gran reto. “Un juicio virtual tiene que tener las mismas garantías que un juicio presencial”, explican estas fuentes a ECD, que reconocen que técnicamente es mucho más complejo. 

En esta guía se pretende dar respuesta a esto, con las medidas de seguridad adecuadas. 

Cuántos testigos, una de las claves 

Un juicio sin testigos es algo que puede hacerse a través de Internet con relativa facilidad. Hay juicios que conllevan diligencias muy básicas y que, por tanto, puede ser útil no trasladar a los abogados y acusados a los juzgados, según indican fuentes judiciales. Así se ganará en rapidez. 

Hecho distinto son los juicios con muchos testigos o juicios muy mediáticos, en los que la prensa también quiera estar presente. Estos, presentan una complicación extra, no solo por la manera de retransmitirlo si no también por toda la información que se pierde al no hacerlo de forma presencial. 

 

Fuentes magistradas reconocen que el lenguaje no verbal de los testigos es algo muy importante y, a través de la pantalla, se pueden perder muchos matices. Por eso, indican que los juicios telemáticos no deben ser la norma. “No porque ahora esto sea más moderno quiere decir que la mayoría de los juicios tengan que celebrarse así”, explican fuentes a ECD

Copiar el arbitraje telemático

Donde hay más experiencia es en procedimientos de arbitraje telemático y es de aquí de donde este equipo de trabajo pretende sacar algunas ideas. 

El arbitraje internacional está más avanzado, pero los medios son diferentes porque en este caso las partes se reúnen de manera privada

Para esto, además, también tendrán que estudiarse las jurisdicciones. Por el momento, las experiencias en juicios telemáticos que ha tenido España estas últimas semanas son de Contencioso-Administrativo. En este sentido, jurisdicciones como la penal presentan más complicaciones por la importancia de tener a los testigos de manera presencial. 

Otras medidas a adoptar 

El Consejo General del Poder Judicial, además, ha elaborado un documento con una serie de medidas para implantar en el plazo de un mes que puedan mejorar las diligencias de la justicia de forma no presencial. 

Se intensificarán el uso de sistemas virtuales como LexNET, PSP, e.justicia.cat y así hacer envíos automáticos, sin que se necesite más de una comprobación por parte del personal del Juzgado. 

También se deben mejorar los medios tecnológicos para facilitar el dictado de sentencias ‘in voce’. Para ello, el CGPJ pide establecer sistemas de grabación fiables y habilitar un sistema de notificación porque las actuales “no permiten enviar un documento multimedia si es muy grande”. Así que proponen almacenar las grabaciones en una ‘nube’ accesible para el destinatario final. 

Para evitar los desplazamientos físicos a las sedes de los órganos judiciales para consultar los tablones tradicionales se pide que se implante un Tablón Edictal Judicial único en el que se pondrían los cómputos de plazos procesales

Asimismo, se implantará el Expediente Judicial Electrónico, para evitar el uso de papel y resolver así mediante conexión remota entre jueces, letrados de la Administración de Justicia y funcionarios de Oficinas Judiciales. 

Almudena Grandes, medalla de oro en Bellas Artes a título póstumo

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes