Actualidad

OpenAI, la empresa de Inteligencia Artificial fundada por Elon Musk, libera el GPT-3

Es el modelo de generación de textos mediante procesamiento de lenguaje natural más avanzado del mundo

Inteligencia Artifical.
photo_camera Inteligencia Artifical.

Las empresas de tecnología están en el ojo del huracán. Después de que Facebook fuera acusada de filtrar información de 50 millones de usuarios a la firma de marketing político Cambridge Analytica, Google se vio envuelta en su propio escándalo. El buscador fue acusado de utilizar una técnica llamada “DoubleClick” para rastrear a usuarios de Android a través de varias aplicaciones.

Ahora, el foco se ha desplazado a una empresa de tecnología menos conocida: OpenAI.

OpenAI es una firma fundada en 2015 por el co-fundador de PayPal, Elon Musk, y el Director de Tecnología de Stripe, Greg Brockman. La empresa se describe a sí misma como “una organización sin ánimo de lucro que apoya la investigación, el aprendizaje y la colaboración en tecnologías de la información para beneficio de todos”.

El objetivo de OpenAI es "promover el bienestar general" a través de la inteligencia artificial, y GPT-3 (por sus siglas Generative Pre-trained Transformer, o Transformador Generativo Pre-entrenado, en español) es una parte clave de esa visión. Según el co-fundador y CEO de OpenAI, Elon Musk, GPT-3 es "una de las mayores amenazas a la seguridad mundial, por lo que es importante que esté en manos de una organización que tiene el interés público en mente".

OpenAI ha estado en el punto de mira de los aficionados a la inteligencia artificial desde que anunció el desarrollo de GPT-3, una máquina que aprende a hacer escribir textos mediante lenguaje natural por sí misma.

GPT-3 es una versión mejorada de GPT-2, una máquina que aprendió a imitar el lenguaje humano a partir de solo unos pocos ejemplos. Desde la empresa tecnológica anunciaron que iban a liberar GPT-3 a mediados de 2020, pero decidieron retrasar la liberación después de que una investigación de The Verge revelara que la máquina era vulnerable a ataques y podía ser usada para fines inapropiados.

Finalmente, OpenAI ha estado trabajando en una solución para el problema, y el pasado 18 de noviembre de 2021 GPT-3 ha sido liberado, mediante una API, para todos los desarrolladores que quieran utilizarla, o incluso para cualquier internauta.

"Decenas de miles de desarrolladores ya están aprovechando los potentes modelos de IA a través de nuestra plataforma. Creemos que al abrir el acceso a estos modelos a través de una API fácil de usar, más desarrolladores encontrarán formas creativas de aplicar la IA a una gran cantidad de aplicaciones útiles y problemas abiertos", afirman desde OpenAI.

OpenAI ha liberado el código de GPT-3 con la esperanza de que otros investigadores puedan "mejorarlo, extenderlo y construir sobre él". Según el co-fundador de OpenAI, Greg Brockman, "la inteligencia artificial es un campo en el que todos ganamos cuando compartimos nuestros avances". Además de la organización de OpenAI, Google, Facebook y Microsoft trabajan en el desarrollo de herramientas de Inteligencia Artificial similares.

 

La Inteligencia Artificial va creciendo a pasos agigantados y ahora está al alcance de todos con unos pocos clics. ¿Es posible que este artículo lo haya escrito una Inteligencia Artificial?

Ayuso critica la subida de cuotas a los autónomos planteada por el Gobierno

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?