AN

¿Qué incluye el cambio de bañera por plato de ducha en Madrid de Finalis?

Una modificación rápida y sencilla para dar una nueva vida al cuarto de baño es el cambio de la bañera por un plato de ducha en Madrid. Ahorro de agua, facilidad de movimiento a personas mayores o con movilidad reducida o mejoras en la estética de este espacio, son ventajas que se pueden obtener al contratar los servicios de Finalis, una empresa con más de 10 años de experiencia en reformas integrales de baños y cocinas.

En menos de 48 horas, los profesionales de esta compañía ejecutarán su Plan Renove, que propone la tasación de la bañera para incorporar esa cantidad como parte del pago de la obra.

Al solicitar los servicios de este equipo de expertos para la ciudad de Madrid desde su página web, teléfono o vía WhatsApp, los clientes recibirán una llamada en menos de 24 horas para concretar la visita en su domicilio de un asesor técnico comercial. Este evaluará el espacio y dará sugerencias para optimizarlo. Al instante, el cliente obtendrá un presupuesto gratuito y sin compromiso, con posibilidad de financiación inmediata de hasta 48 cuotas mensuales.

Detalles que marcan la diferencia en funcionalidad y estética

Al elegir Finalis para la instalación de la ducha, los clientes cuentan con la supervisión técnica permanente hasta obtener un acabado final impecable con materiales de primera calidad. Asimismo, durante la obra los espacios de tránsito de sus operarios están permanentemente protegidos para evitar golpes y arañazos e higienizados.

La reforma para sustituir la bañera incluye la instalación de un plato de ducha con superficie antideslizante certificado por la CE de 3 cm de altura, lo que permite que esta pieza maciza de caja mineral, con textura de pizarra, se ubique casi a ras de suelo para ofrecer mayor comodidad en el acceso. La mampara de vidrio templado de 6 milímetros de grosor y perfilería de aluminio es otra pieza fundamental en esta transformación, para dar un efecto de espacio abierto y mayor luminosidad al baño. La reforma plantea la opción de instalar mamparas correderas, abatibles o plegables.

Otras piezas protagonistas en los trabajos necesarios para decir adiós a la vieja bañera es la grifería de la ducha. Está conformada por una alcachofa superior fija con efecto de lluvia y otra móvil inferior, ambas termostáticas, de manera que el usuario pueda regular la temperatura con total precisión.

Una obra con garantía y financiación

Además, de todos los beneficios en funcionalidad y decoración que ofrece cambiar la bañera por una ducha, Finalis da una garantía de dos años a partir de la entrega de la obra, así como la posibilidad de financiar la misma en 48 meses.

El ahorro de tiempo y dinero es un hecho gracias a la asesoría de los expertos de esta compañía encargada de hacer realidad cualquier reforma para el baño o la cocina, tanto en Madrid como en otras ciudades del país, bajo los más exigentes parámetros de calidad y atención personalizada.


 

Suecia y Finlandia se convierten en miembros de la OTAN

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?