Casas reales

Zarzuela adelantó la publicación del patrimonio de Felipe VI para evitar que pareciera una imposición del Gobierno

El jefe de la Casa convocó a un grupo de periodistas para comunicarles que la decisión del rey estaba tomada con anterioridad al cambio de estructura que iba a aprobar al día siguiente el Consejo de Ministros

Felipe VI y Pedro Sánchez.
photo_camera Felipe VI y Pedro Sánchez.

La Zarzuela eligió el momento exacto para hacer público el patrimonio de Felipe VI. Lo quiso dar a conocer un día antes de que el Consejo de Ministros aprobara el nuevo decreto de estructura de la Casa del Rey. El objetivo era que quedara claro ante la ciudadanía que se trataba de un acto voluntario del monarca y no una imposición del Gobierno.

La Casa del Rey llevaba tiempo estudiando el momento de hacer público el patrimonio de Felipe VI, porque quería desvincularlo del escándalo provocado por los negocios de Juan Carlos I en el extranjero para que no parecería que era una simple reacción. Por eso La Zarzuela ha subrayado ahora que se trata de “una decisión basada en las convicciones del Rey. No es oportunista ni coyuntural”. 

No obstante, no se pasa por alto que la publicación del patrimonio del monarca se ha producido después de que la Fiscalía haya archivado las investigaciones sobre la fortuna del rey emérito, lo que permite a Felipe VI pasar página del pasado e iniciar una nueva etapa con el objetivo de recuperar el crédito de la Monarquía.

Adelantó la publicación del patrimonio

La publicación el lunes por parte de Felipe VI de su patrimonio, dando a conocer las cantidades que figuran en sus cuentas, supone un paso incuestionable hacia la transparencia que buena parte de la sociedad demanda de la institución, y con la que el rey está de acuerdo. Pero se trata de una decisión sin precedentes en España.

Al día siguiente, el martes, el Consejo de Ministros aprobó un decreto que modifica la estructura, organización y funcionamiento de la Casa del Rey.

Según ha podido confirmar Confidencial Digital por fuentes con acceso a La Zarzuela, Felipe VI buscaba que el Gobierno refrendara su iniciativa, y no al revés, lo que obligó a adelantar la publicación de las cuentas del monarca, satisfaciendo así la exigencia de “transparencia y ejemplaridad” que había expresado en el discurso de proclamación como rey. 

El objetivo final era mejorar la credibilidad y la aclimatación de la monarquía a una sociedad que exige legítimamente claridad informativa sobre el dinero público, su uso y su destino.

El día de su proclamación, Felipe VI expresó ante las Cortes Generales su apuesta por “una monarquía renovada para un tiempo nuevo”. Ocho años después de aquel acto, ha reforzado a la institución con medidas coherentes con ese objetivo.

Que no fuera una imposición del Gobierno

Según las fuentes consultadas por ECD, Zarzuela se movilizó con cierta rapidez para impedir que el anuncio pareciera una imposición del Gobierno, sino que se viera como una iniciativa del rey que confirmara la orientación en el mismo sentido modernizador de otras decisiones adoptadas en relación con el funcionamiento interno de su Casa.

 

Hay que recordar que el monarca había aprobado ya una normativa sobre los regalos que pueden aceptar los miembros de la Familia Real y adoptó un código de conducta para el personal que trabaja en la Jefatura del Estado, además de hacer pública información detallada sobre el presupuesto de la Zarzuela, incluidos los sueldos de la Familia Real y sus altos cargos.

Convocó a un grupo de periodistas

Las fuentes con acceso a La Zarzuela a las que ha tenido acceso ECD explican que el jefe de la Casa del Rey, Jaime Alfonsín, convocó a un grupo de periodistas en Zarzuela el pasado lunes por la tarde, para comunicarles que la decisión de Felipe VI estaba tomada con anterioridad al cambio de estructura que iba a aprobar al día siguiente el Consejo de Ministros.

El mensaje en el que insistió, aseguran a ECD fuentes presenciales, es que debía quedar claro ante la opinión pública que se trataba de un acto voluntario del rey y no de una imposición del Gobierno.

Un acto voluntario de Felipe VI

El jefe de la Casa remarcó que la decisión de hacer público el patrimonio del jefe del Estado la ha tomado el propio monarca como muestra de la “transparencia y ejemplaridad” que debe presidir la actuación de los servidores públicos, y con el objetivo de “reforzar la confianza” de los ciudadanos en la Corona.

Alfonsín explicó que el rey se aplicaba las previsiones de las leyes de transparencia y de altos cargos, de 2013 y 2015, respectivamente, en las que está expresamente excluida la Jefatura del Estado, aunque nada le impide someterse a ellas voluntariamente. 

De hecho, los altos cargos de la Casa del Rey, con exclusión de la Familia Real, ya venían publicando su declaración de bienes, pese a no estar legalmente obligados a hacerlo.

Películas, series y documentales de estreno en Netflix España en Junio de 2022

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes