Vida saludable.
photo_camera Vida saludable.

Cuídate

El auge de la vida saludable

Las personas de las sociedades contemporáneas habían olvidado la importancia de cuidarse

Si algo ha demostrado la pandemia de la Covid-19 es que las personas de las sociedades contemporáneas habían olvidado la importancia de cuidarse. Los ritmos tan frenéticos de trabajo y vida hacen que cada vez sea más difícil llevar una dieta equilibrada, hacer deporte, etc.

Pero el parón de la actividad y el confinamiento pusieron la salud de las personas en el centro de todo y, durante unos meses, llevar una vida saludable volvió a ser la prioridad, algo que se ha mantenido en la desescalada y que ha supuesto un cambio importante en las costumbres de las personas.

La doctora Isabel Belaustegui, de Vida Potencialha identificado este nuevo patrón que ayudará a que las personas vivan mejor y más tiempo: “Nuestro día a día no era saludable y esto se traducía en que vivíamos en un estado constante de inflamación crónica de las articulaciones, algo que el virus ha aprovechado para hacerse fuerte”, explica al profesional de la medicina, que asegura que ahora, “cuando las personas dedican más tiempo al deporte y se fijan en la dieta que hacen”, este problema se está reduciendo considerablemente.

El vídeo del día

PP triunfa en Madrid, Cs desaparece e Iglesias anuncia su marcha

Inflamación crónica: la dolencia del siglo XXI

Son muchas las enfermedades o dolencias derivadas de la vida de estrés y sedentarismo a la que estamos sometidos. La inflamación crónica es una de ellas.

Aunque la inflamación es un proceso de defensa de nuestro organismo para responder a infecciones o heridas, nuestro estilo de vida hace que esos procesos de inflamación resulten excesivos e innecesarios; esto, en vez de ayudar, perjudica la salud.

¿Cómo solucionarlo? “Utilizar la dieta antiinflamatoria y reactivar el cuerpo con sesiones de deporte es la mejor manera de reducir la inflamación crónica y, por tanto, de gozar de una mejor salud”, explica Belaustegui, que aconseja mantener este tipo de dietas siempre, pues solo aporta beneficios al organismo.

La dieta antiinflamatoria

Centrada en el objetivo de reducir los procesos inflamatorios del organismo, este tipo de dietas están diseñadas para el tratamiento de enfermedades como el trastorno autoinmune, pero también se puede aplicar en la vida de personas sanas que comienzan a sufrir problemas inflamatorios.

¿En qué consiste? Básicamente se trata de una dieta baja en alimentos que puedan favorecer las inflamaciones. Se huye de grasas trans y se apuesta por alimentos que logran lo contrario, la antiinflamación, como pueden ser las verduras o los pescados con alto contenido de Omega3.

Esta dieta apuesta además por el uso continuado de especias que contribuyen a eliminar la inflamación crónica como puede ser la cúrcuma o la nuez moscada. Los frutos secos también entran en este lote debido al alto contenido en magnesio, que también son muy útiles en estos casos.

En definitiva, y como explica la profesional sanitaria de Vida Potencial, se trata de vivir hoy mejor para vivir mejor mañana. Y esto se puede lograr gracias a la dieta antiinflamatoria. Por eso son cada vez más las personas que se están sumando a este tipo de dietas, en sintonía con la famosa dieta mediterránea, y que permite seguir disfrutando de la comida y, a la vez, sentirse mejor.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable