Fotografía de una mujer.
photo_camera Fotografía de una mujer.

Cuídate

Las mujeres también quieren ser fitness

En la actualidad podemos equiparar perfectamente mujeres y hombres en el espacio del ejercicio físico

Si uno echa la vista atrás apenas unos años, y piensa en cómo era percibido por regla general el mundo del ejercicio físico, enseguida se da cuenta de que era un espacio eminentemente masculino, donde las mujeres eran “rara avis” en un entorno casi hostil para ellas. Pero por suerte esto ha cambiado, y en la actualidad podemos equiparar perfectamente mujeres y hombres en el espacio del ejercicio físico.

Últimas noticias

Aquí te traemos algunas claves para que las mujeres consigan un cuerpo fitness, entre las que se encuentran sin duda alguna una rutina de actividad constante y una dieta efectiva

Un error común, y que puede poner en riesgo nuestra salud, suele ser hacer la guerra por nuestra cuenta y no consultar a expertos que nos guíen. Tanto para la actividad física que hagamos como para la alimentación, es importante la voz de expertos que sepan qué es lo más adecuado en ambos casos y cómo proceder con una rutina de ejercicios y una alimentación que se adapte a cada una. 

El vídeo del día

Baleares dice que hay que recuperar 200.000 trabajadores del turismo

Mens sana in corpore sano

Una de las claves del bienestar físico y mental de los seres humanos es realizar un importante nivel de trabajo físico diario. Y ello incluye un amplio espectro de posibles actividades, desde simplemente correr o levantar pesas a ejercicios como el hip thrust

Además, conseguir un cuerpo más bonito y proporcionado debería ser por sí solo suficiente aliciente para ponerse en marcha. Es una obviedad que conseguir una figura más proporcionada y ver el progreso de este cambio en el espejo nos hace sentir mejor. 

Motivación: las chicas healthy como espejo al que mirarse

Debemos reconocer que empezar en el gimnasio no suele ser fácil. Uno de los principales escollos para empezar a acudir a ellos suele ser el escaso tiempo que en el día a día nos queda libre tras nuestras jornadas laborales, universitarias o, en algunos casos, ambas. Por lo que debemos de tener en cuenta que es imprescindible una potente motivación, al menos para dar los primeros pasos. 

Una de las recomendaciones que mejor suelen funcionar es tener una o varias figuras en las que fijarse y que sirvan de inspiración personal. En este caso, lo más interesante es seguir algunas de las principales influencers de este ámbito. Entre ellas, se encuentran la estadounidense Jen Selter o las españolas Patry Jordan y Verónica Costa. Puedes encontrar a las tres fácilmente en Instagram, donde comparten con sus seguidores trucos, consejos y estilos de vida que pueden prender la chispa. ¿Un par de likes y nos ponemos el chándal? 

Ir al gimnasio como hábito

Si bien no es fácil nunca o casi nunca ponerse en marcha, ser constante en la lucha para conseguir un cuerpo fitness de mujer lo es aún más. El cirujano plástico Maxwell Maltz definió en 1960 en 21 días los necesarios para convertir una actividad en un hábito. Pero, obviamente, no es fácil alcanzar esta mágica cifra de las tres semanas. 

Entre los consejos que se le pueden dar a alguien que está en este proceso destacamos estos cinco: 

  • Elige un buen gimnasio. En ciertas ocasiones es preferible ir a uno que se encuentre más lejos de casa o de tu recorrido diario, pero que tenga unas buenas instalaciones. Fíjate bien en máquinas y salas, pero también en vestuarios y zonas complementarias, como saunas.
  • Ir acompañada. Si bien no es del todo fácil, ya que no depende solo de una misma, es interesante tratar de convencer a una amiga y crear así un compromiso al que es más difícil renunciar. Si no lo consigues, puedes recurrir a implicar a tus seguidores en Instagram poniendo todos los días una foto con el proceso.
  • Establecer unos objetivos realistas, cuantificables y comprobar si se cumplen. Es importante que sean medibles y no algo abstracto. Puede ser alcanzar un determinado peso, una talla de ropa…
  • Prémiate. Si has conseguido los objetivos que te has propuesto, pocas cosas mejores habrá que premiarse. Darte el capricho de aquel móvil que no te sacas de la cabeza, aquella prenda que te parecía demasiado cara…
  • Un look que acompañe. Comprar una ropa adecuada, además de bonita, puede hacer que incremente tu ilusión por lucirla darle uso.

Como has podido comprobar, conseguir alcanzar un cuerpo fitness de mujer es un objetivo que puede mejorar nuestro día a día de forma significativa, tanto por los enormes beneficios físicos como mentales que ello conlleva. Pero no es tarea fácil, ni mucho menos, y debemos tener siempre presente, además de consultar a expertos en la materia que nos guíen en la actividad física y que nos propongan una dieta adecuada, tener una buena motivación para lograrlo y ser constantes en la rutina de gimnasio y en la dieta que llevemos.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable