Trastorno afectivo estacional
photo_cameraTrastorno afectivo estacional

Cuídate

Trastorno afectivo estacional

La depresión estacional es un fenómeno que cada vez está más extendido

La depresión estacional es un fenómeno que cada vez está más extendido. Se conoce como trastorno afectivo estacional (con las siglas SAD), aunque también se le llama depresión de invierno. Estamos hablando de un tipo de trastorno que sigue un patrón establecido: lo más habitual es que se produzca en invierno, aunque algunos individuos también la pueden padecer en otras estaciones, tanto en primavera, como en verano.

Se suele hablar del trastorno afectivo estacional como algo que solo afecta a los adultos y, aunque en la mayor parte de las ocasiones es así, también puede lo padece los adolescentes y hasta a niños.

Síntomas del trastorno afectivo estacional

El individuo que más suele padecer SAD es tiene alrededor de 20 años, normalmente mujeres. Viven en latitudes del norte en donde hay pocas horas de luz en invierno. También es posible que tengan un historial familiar con el mismo trastorno.

Según las estadísticas, se calcula que el SAD afecta entre un 10-20% de la población, con síntomas que pueden ser muy variables.

Lo más habitual es que un paciente que sufre trastorno afectivo estacional no pueda seguir su estilo de vida normal. Los encontramos deprimidos, irritables, incluso hasta pueden retraerse socialmente y les cuesta disfrutar de cosas que antes eran divertidas. Puede parecer que están bajos de energía, como cansados, aunque es más un problema mental que físico.

En el caso de los niños y adolescentes, los síntomas aparecerán como autoestima baja y pocas expectativas en la vida. Aquellos niños afectados suelen esforzarse en las tareas de la escuela, aunque sus notas empezarán a bajar.

También hay una cierta diferencia en los síntomas dependiendo del periodo del año al que nos estemos refiriendo. Por ejemplo, el SAD en verano y en primavera está caracterizado por síntomas como insomnio, ansiedad, irritabilidad o pérdida de peso.

Estos problemas empezarán a ser considerarse graves si duran más de 2 semanas.

Tratamiento del SAD con fosfenos

Existen tratamientos revolucionarios para combatir el SAD, como la luminoterapia.

El Dr. Lefebure ha estado estudiando este tipo de tecnología, capaz de imitar las propiedades de la luz solar, acercándose casi al 100% de las mismas. Ha realizado estudios que han ofrecido conclusiones muy positivas en relación al tratamiento de trastornos como ansiedad, insomnio, enfermedades neurodegenerativas, y SAD.

La luz Natural Light del Dr. Lefeture Methods es capaz de mejorar los procesos depresivos, siendo muy práctica para combatir los síntomas de la depresión estacional. La fototerapia actúa logrando un cambio real en el optimismo y en el tono vital del afectado.

También resulta muy interesante para combatir el estrés: el paciente tendrá la sensación de estar sentado alrededor de un fuego muy reconfortante, o en un lugar soleado. La luz del día le disipará mucho la posibilidad de tener  pensamientos negativos, o concentrarse en aquello que le está produciendo estrés.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable