Defensa

Las academias militares de suboficiales expulsarán a los alumnos que den positivo una sola vez en droga

También se iniciará un expediente de baja cuando superen el límite de alcoholemia en tres ocasiones

Imagen de archivo de la Academia General Básica de Suboficiales.
photo_camera Imagen de archivo de la Academia General Básica de Suboficiales.

Defensa está promoviendo una orden ministerial, a la que ha tenido acceso ECD, que pretende modificar el Régimen del Alumnado de suboficiales para endurecer las consecuencias del consumo de drogas y de alcohol durante la formación de estos militares. El Ministerio que encabeza Margarita Robles quiere aplicar una política de “tolerancia cero” en el uso “de drogas tóxicas, estupefacientes, sustancias psicotrópicas o asimilados”.

El nuevo proyecto de norma permite que cualquier ciudadano que presente un interés legítimo pueda enviar sus aportaciones hasta el 16 de enero. Además, el articulado asegura que el empleo de este tipo de sustancias por parte de los alumnos, “aunque sea puntual y esporádico”, supone “un riesgo para la salud de la persona”, pero también, “para la integridad del resto del alumnado”, ya que “los efectos perniciosos que lleva parejo el consumo pueden afectar al buen desempeño en actividades que requieren márgenes de seguridad”.

Igualmente, la orden ministerial dictamina que “ante la detección de un alumno consumidor durante su periodo de enseñanza de formación, se debe considerar su pérdida de condición de alumno y, por ende, su baja del centro docente militar respectivo”. Así las cosas, se considera necesario “disponer de una regulación que avale la apertura del proceso de pérdida de condición de alumno de aquéllos que se detecten como consumidores de drogas tóxicas, estupefacientes, sustancias psicotrópicas o asimilados, evitando su acceso a las Fuerzas Armadas”.

El consumo de drogas

La vigente Orden DEF/368/2017 -por la que se aprueba el Régimen del Alumnado de la enseñanza de formación- recoge que se expulsará al alumno cuando el uso de drogas le provoque una carencia de cualidades tanto psicológicas como físicas, por lo que dicho empleo puede ser reiterativo. “La detección del consumo de drogas tóxicas, estupefacientes, substancias psicotrópicas” será motivo suficiente “para la iniciación de expediente de baja que se producirá cuando se confirme una efectiva insuficiencia de condiciones psicofísicas”, indica el artículo 33.

Por su parte, el nuevo proyecto es más tajante y subraya que la simple detección del consumo de drogas “en controles legítimamente ordenados por el Director del centro docente” provocará “la iniciación de expediente de baja”. Asimismo, si el empleo de estas sustancias puede ocasionar “pérdidas o daños de carácter personal o material” se producirá “el cese cautelar de la realización de dichas actividades por parte del alumno”. Todo ello supone que si se da una vez positivo en drogas el alumno será expulsado de la academia militar.

Positivo en alcohol

Respecto al consumo de alcohol, la actual legislación señala que “la reiteración de cuadros de embriaguez” puede provocar la iniciación de un expediente de baja que “que se producirá cuando se confirme una efectiva insuficiencia de condiciones psicofísicas”.

La modificación que ahora se plantea puntualiza que “se considera reiteración cuando se detecten 3 casos de cuadro de embriaguez” en determinados periodos de tiempo. Para el supuesto de la Tropa y Marinería, bastará con 3 veces durante su periodo de formación, mientras que para los alumnos suboficiales y oficiales es de 3 veces por cada año. En consecuencia, si se detectan tres positivos en alcoholemia en los mencionados periodos, el alumno será expulsado.

 
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable