Defensa

La Armada cancela el curso de acceso a la unidad de operaciones especiales tras descartar a todos los aspirantes

Comenzó en septiembre con catorce candidatos a ingresar en la Fuerza de Guerra Naval Especial, y quedaba sólo un alumno

Dos militares de la Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE) de la Armada, en una lancha.
photo_camera Dos militares de la Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE) de la Armada, en una lancha.

El último curso organizado por la Armada para seleccionar al personal que accede a la Fuerza de Guerra Naval Especial (FGNE) ha terminado antes de lo previsto, y ningún alumno ingresará en la unidad de operaciones especiales.

Así lo confirman a Confidencial Digital fuentes oficiales del Cuartel General de la Armada. La información llevaba días circulando en ambientes próximos a la Fuerza de Guerra Naval Especial.

Desde la Armada explican que la primera parte del Curso de Aptitud de Guerra Naval Especial, la fase de operaciones especiales, comenzó el 12 de septiembre y estaba previsto que durara hasta el 23 de diciembre. Esta fase se celebra en la Escuela de Infantería de Marina General Albacete y Fuster, ubicada en Cartagena.

Entraron 14, quedaba 1

El curso lo comenzaron 14 militares de la Armada (de Infantería de Marina o del Cuerpo General de la Armada). La Armada revela que quedaba sólo un alumno, ya que el resto había ido siendo excluido.

Los responsables del curso entendieron que había que cancelarlo por falta de un número suficiente de alumnos para continuar con esta formación.

El director de la escuela propuso la cancelación ante la Dirección de Enseñanza Naval, de la Armada, que tomó la decisión oficial de poner fin al curso de acceso a la Fuerza de Guerra Naval Especial.

Además de quedar aún un mes de la fase de operaciones especiales, la primera, quedaban otras dos partes del curso.

La fase de paracaidismo, que se organiza en la Escuela de Paracaidismo Méndez Parada (Alcantarilla, Murcia) del Ejército del Aire, estaba programada entre el 9 de enero y el 10 de febrero.

La última fase, la de buceo, se iba a realizar entre el 13 de febrero y el 23 de mayo, en la Escuela Militar de Buceo, de la Armada, situada en la Base de Algameca, Cartagena.

Una vez cancelado este curso, sin que ningún aspirante haya conseguido acreditar el nivel requerido para acceder a la Fuerza de Guerra Naval Especial, la Armada prevé organizar un nuevo curso en el primer semestre de 2023.

Ataques selectivos, rescate de rehenes, contraterrorismo...

La Fuerza de Guerra Naval Especial tiene también su base en Cartagena. Depende directamente de la Comandancia General de Infantería de Marina, y constituye la unidad fundamental de la capacidad de Guerra Naval Especial de Armada y de su aportación a las operaciones especiales conjuntas.

 

Esta unidad está capacitada para realizar todos los cometidos doctrinales de operaciones especiales, tanto los principales de acción directa, reconocimiento y vigilancia especial, y asistencia militar, como los adicionales de operaciones NEO (evacuación de no combatientes), rescate de rehenes y operaciones de contrainsurgencia y contraterrorismo.

Se emplea en apoyo a las operaciones navales, al formar parte de la capacidad de proyección, protección, libertad de acción y acción marítima de la Armada.

Su aportación a las capacidades de la Armada es variada:

-- Proyección: ataques selectivos a objetivos limitados pero de importancia estratégica u operacional, reconocimiento y vigilancia especial, guiado terminal de aeronaves y municiones y conducción de fuegos.

-- Protección: obtención de información.

-- Libertad de acción: neutralización de amenaza, guiado terminal y destrucción de obstáculos.

-- Acción Marítima: operaciones de interdicción marítima en las modalidades de mayor riesgo y acciones directas antipiratería, rescate de rehenes, abandono de buque.

Los efectivos de la Fuerza de Guerra Naval Especial se organizan principalmente en estoles, como unidades de combate, además de otras unidades de mando y control, y de apoyo. Recientemente comenzó a operar el VI Estol ‘Illetas’, que ya ha sido desplegado en los buques españoles que patrullan las aguas occidentales del Océano Índico para luchar contra la piratería, en la ‘Operación Atalanta’.

“Aquí se viene a sufrir”

La noticia de que se cancelaba el Curso de Aptitud de Guerra Naval Especial por falta de alumnos con el nivel adecuado ha provocado numerosos comentarios entre militares, muchos de ellos miembros en activo o veteranos de unidades de operaciones especiales, incluida la Fuerza de Guerra Naval Especial.

Muchos comentarios celebran, y valoran especialmente que los instructores del curso se hayan atrevido a descartar a todos los aspirantes, si entendían que no daban la talla para continuar con el curso y acceder a la FGNE.

También están circulando mensajes críticos hacia algunos de los aspirantes:

-- “Se piensan que por venir y dejar pasar el tiempo van a aprobar, que porque haya falta y necesidad de personal, se les va a pasar la mano. Están equivocados. Creen que por poner cara de reventados les van a dejar tranquilos. Aquí se viene a sufrir como un perro, a cagar vinagre, a echar las vísceras”.

-- “Vienen sin la mentalidad y sin tener las cosas claras, la experiencia nos avala, aquí el que no vale en menos de un año está fuera. No se va a bajar el nivel y el que no lo tenga claro es que no quiere realmente estar aquí”.

-- “Todo el mundo que está en los estoles pasó por ahí”.

-- “Calidad antes que cantidad”.

No faltan tampoco mensajes de apoyo y ánimo para los aspirantes excluidos, e incluso críticas precisamente a quienes están atacando con tanta dureza a estos militares que no han logrado completar el curso.

Resistencia física y mental

Los oficiales y suboficiales que ingresan en la Fuerza de Guerra Naval Especial no sólo pasan este Curso de Aptitud de Guerra Naval Especial, que organiza la Armada en la Escuela de Infantería de Marina.

También superan el Curso de Operaciones Especiales, organizado por la Escuela Militar de Montaña y Operaciones Especiales del Ejército de Tierra, en Jaca (Huesca).

En todo este proceso “los alumnos deben superar una estricta selección basada en su capacidad de sufrimiento y superación, resistencia a la fatiga y fortaleza física y mental en circunstancias y condiciones extremas”, destaca la Armada.

Al finalizar la especialidad, los integrantes de la Fuerza de Guerra Naval Especial “están cualificados en técnicas de reconocimiento especial, acción directa, asistencia militar, buceo con oxígeno, manejo de explosivos, paracaidismo, evasión y escape, combate en tierra, infiltración y exfiltración, defensa personal y tiro de precisión e instintivo, entre otras facetas”. Operan incluso desde submarinos, para infiltrarse hasta un objetivo.

Una vez que se integran en los estoles, realizan otros cursos de especialización: apertura manual (paracaidismo), HALO/HAHO, señalador guía, jefe de salto, conductor de vehículos de combate, JFAC (Joint Forward Air Controller, para orientar los ataques aéreos desde tierra), comunicaciones, inteligencia, idiomas, francotirador, primeros auxilios en combate (Tactical Casualty Combat Care), CQB (Closed Quarter Battle, combate en espacios cerrados), breacher (apertura de puertas)...

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable