Defensa

Los conservadores británicos convierten Gibraltar en un asunto de Defensa

El programa de Boris Johnson para su gobierno incluye a la colonia como cuestión de seguridad nacional junto a Las Malvinas

Peñón de Gibraltar.
photo_cameraPeñón de Gibraltar.

El Partido Conservador del Reino Unido no se olvida de Gibraltar en el programa electoral con el que concurre a las elecciones generales del 12 de diciembre. La formación del actual primer ministro, Boris Johnson, sitúa ahora su promesa de proteger la colonia en el apartado de propuestas sobre Defensa, asuntos militares y seguridad.

Se trata de un cambio sutil pero significativo, teniendo en cuenta que son tradicionalmente los conservadores, sus votantes más hacia la derecha y los periódicos (los más serios y los más sensacionalistas) de este espectro político, quienes en Reino Unido se muestran más beligerantes en la reivindicación del carácter británico de Gibraltar y en contra de cualquier acercamiento a España en este contencioso.

El dato ha sido detectado en España por activistas por la recuperación de la soberanía española de Gibraltar, como la plataforma ‘Gibraltar Español’. Confidencial Digital ha podido constatar el hecho al consultar y comparar los documentos programáticos del Partido Conservador, el que según las encuestas volverá a ganar las elecciones el 12 de diciembre.

Una cita en las 64 páginas del programa

Boris Johnson presentó hace unos días el programa de los conservadores para esta cita electoral. La traducción al castellano del programa podría ser algo parecido a esto: “Culmina el Brexit. Da rienda suelta al potencial británico”.

En las 64 páginas del documento sólo aparece citado Gibraltar en una ocasión, en la página 53. La novedad principal, más allá de la propuesta –que no pasa de ser un vago compromiso sin apenas concreción-, es la ubicación de esa mención a la colonia británica.

En esta ocasión, el programa del Partido Conservador está dividido no en apartados especializados, sino en cinco grandes bloques contenedores en los que se mezclan temas muy diversos.

La mención a Gibraltar aparece en el apartado “Fortaleceremos la posición de Gran Bretaña en el mundo” (“We will strengthen Britain in the world”), que abarca la política exterior y de cooperación, la lucha mundial contra el cambio climático, y también todos los asuntos de seguridad y defensa.

Llama la atención especialmente este hecho porque los conservadores hablan del Peñón justo en la página posterior a distintas propuestas sobre los veteranos de las Fuerzas Armadas, y más concretamente en un epígrafe con el título “Nuestra seguridad nacional, lo primero”.

Derechos democráticos del pueblo de Gibraltar

El texto citado menciona a Gibraltar junto a otros territorios británicos de ultramar, como las Islas Malvinas que se disputa con Argentina, en un tono de compromiso absoluto del Reino Unido con esas colonias:

-- “La seguridad de nuestra nación es lo primero. Protegeremos al pueblo británico en el país y en el extranjero, y también aseguraremos que los derechos democráticos de las personas en Gibraltar, las Malvinas y todos nuestros territorios de ultramar estén protegidos”.

La cita a Malvinas, por cierto (the Falklands, para los británicos), no aparecía en el anterior programa electoral.

El párrafo es una introducción a promesas ya más cuantificables, pero todas en el ámbito de la defensa y de los asuntos militares, que se van desgranando:

-- Seguir destinando más del 2% del PIB a gasto militar, como exige la OTAN.

-- Modernizar el equipamiento de las Fuerzas Armadas y de las agencias de inteligencia.

-- Invertir en la capacitación de las Fuerzas Armadas.

-- Mantener el programa nuclear Trident, que incluye submarinos con misiles balísticos que llevan ojivas nucleares.

-- Adaptarse a las nuevas amenazas, invertir más en ciberseguridad y crear el primer Comando Espacial del Reino Unido.

-- Enfrentarse al terrorismo y al extremismo en todo el mundo.

-- Apoyar la industria de defensa del Reino Unido en programas ambiciosos, incluyendo la construcción de fragatas de la clase Type 31 en astilleros británicos y de una nueva generación de vehículos blindados.

Más adelante, en otro epígrafe, los conservadores incluyen sus propuestas ante asuntos internacionales, conflictos armados, crisis humanitarias...

En 2017, en el apartado del Brexit

La ubicación de ese compromiso con Gibraltar es significativa en este caso, ya que por ejemplo en el programa de las anteriores elecciones generales, las de 2017, el Partido Conservador citó al peñón en otro apartado.

En esa ocasión, los conservadores británicos ya incluyeron como promesa electoral que protegerían “la libertad democrática del pueblo de Gibraltar y nuestros territorios de ultramar de seguir siendo británicos, siempre que sea su deseo. El acuerdo final estará sujeto a votación en ambas cámaras del parlamento”.

Pero esa mención la incluyeron al inicio del capítulo de su programa sobre “Abandono de la Unión Europea”, es decir, sobre el Brexit aprobado en referéndum por los votantes británicos meses antes, en ese mismo año 2017.

El contexto, por tanto, era muy distinto. Hace dos años los conservadores incluyeron Gibraltar en sus planteamientos sobre cómo llevar a efecto la salida del Reino Unido respecto de la UE. No lo relacionaron de ninguna forma ni con la Defensa, ni con las Fuerzas Armadas, ni con ningún aspecto militar de su programa electoral.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?