Defensa

Defensa reduce el tiempo para el ascenso de los capitanes y tenientes enfermeros

El ministerio justifica la medida por “las necesidades organizativas y operativas de las Fuerzas Armadas en la situación sanitaria actual”

Hospital Central de la Defensa 'Gómez Ulla'.
photo_camera Hospital Central de la Defensa 'Gómez Ulla'.

El Ministerio de Defensa ha llegado a la conclusión de que es necesario que los oficiales enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad asciendan más rápido. Así que ha decidido modificar los tiempos mínimos en un destino determinado que se exigen para ascender en el caso de los capitanes y los tenientes.

Así lo establece una resolución de la Subsecretaría de Defensa, consultada por Confidencial Digital, que introduce dos cambios en la regulación actual.

Se trata de la Orden Ministerial 19/2009, de 24 de abril, por la que se establece el tiempo mínimo de servicios y el de permanencia en determinado tipo de destinos necesarios para el ascenso, que se ha ido modificando con normas posteriores, tal y como se ha contado en estas páginas.

Capitanes: de 7 a 6 años

En la nueva resolución que ahora entra en vigor, se incluye en primer lugar la “modificación del tiempo mínimo de servicios necesarios para el ascenso de los capitanes de la escala de oficiales enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad”.

Con este punto “se reduce en un año el tiempo mínimo de servicios necesarios para el ascenso de los capitanes de la escala de oficiales enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad, fijado en el apartado tercero. b) de la Orden Ministerial 19/2009, de 24 de abril, quedando dicho tiempo establecido en 6 años”.

La Orden Ministerial 19/2009 fijaba en 7 los años exigidos para ascender a los capitanes de las escalas técnicas de los Cuerpos de Ingenieros del Ejército de Tierra, de la Armada y del Ejército del Aire y de la Escala de Oficiales Enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad. Ahora se baja un año, a 6.

Tenientes, de 6 a 4

El segundo cambio afecta a los tenientes de la escala de oficiales enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad, pero en su caso se reduce el “tiempo mínimo de servicios en determinado tipo de destinos necesarios para el ascenso”.

A los tenientes enfermeros se les reduce en dos años el tiempo mínimo de servicios en determinado tipo de destinos necesarios para el ascenso de los tenientes de la escala de oficiales enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad, fijado en el apartado sexto. b) de la Orden Ministerial 19/2009, de 24 de abril”, que era de 6 años, “quedando dicho tiempo establecido en 4 años”.

Necesidades operativas de las Fuerzas Armadas

Otra orden ministerial, la 54/2020, de 16 de septiembre, había facultado a la subsecretaria de Defensa -actualmente Amparo Valcarce- “para modificar dichos tiempos a los componentes de la escala de oficiales enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad”.

El vídeo del día

Ministro de Justicia sobre el rey emérito: “Si fuera llamado, vendría”.

Así lo ha hecho ahora. La explicación a los cambios en los tiempos para el ascenso de tenientes y capitanes enfermeros es que “las necesidades organizativas y operativas de las Fuerzas Armadas hacen conveniente, en la situación sanitaria actual, que en la escala de oficiales enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad se lleve a cabo una reducción del tiempo mínimo de servicios para el ascenso en el empleo de capitán y del tiempo mínimo de servicios en determinado tipo de destinos necesarios para el ascenso de los tenientes”.

Defensa argumenta que, además, estas medidas favorecerán que los miembros de la Escala de Oficiales Enfermeros del Cuerpo Militar de Sanidad “puedan desarrollar una carrera profesional plena al facilitar que puedan alcanzar antes los empleos superiores de la misma”.

La Sanidad Militar ante el coronavirus

Los mandos políticos del Ministerio de Defensa y operativos de las Fuerzas Armadas han admitido en estos meses, tras el estallido de la crisis del coronavirus, que las capacidades de la Sanidad Militar se han reducido sensiblemente en los últimos años.

De ahí que uno de los principales objetivos sea robustecer esa Sanidad Militar, para que pueda hacer frente con más garantías a una crisis como la del Covid-19, que ha obligado a movilizar a los médicos y enfermeros militares como nunca en territorio nacional y en tiempos de paz.

Por ejemplo, la necesidad de contar con más personal llevó al Ministerio de Defensa a activar a médicos y enfermeros militares que estaban ya en la reserva, para destinarlos al Hospital Central de la Defensa ‘Gómez Ulla’.

Más adelante, en mayo, decidió retomar de forma acelerada el último curso de la Escuela Militar de Sanidad, en la Academia Central de la Defensa (Madrid), para que los alumnos pudieran terminar su formación e incorporarse lo antes posible a las unidades militares, donde se les necesitaba.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?