Defensa

El Ejército potencia la autonomía de las unidades militares de Ceuta y Melilla

Va a instalar simuladores de vehículos Pizarro y está reformando un polígono de combate urbano, para evitar que los regimientos tengan que viajar a la Península a adiestrarse

Vehículos Pizarro del Regimiento de Caballería 'Alcántara' número 10.
photo_camera Vehículos Pizarro del Regimiento de Caballería 'Alcántara' número 10.

Las unidades del Ejército de Tierra que tienen su base en Ceuta y Melilla van a ver mejoradas sus capacidades de adiestramiento en las propias ciudades autónomas. Dispondrán de nuevos espacios dedicados a ejercicios, lo que evitará algunos de los traslados que hacen periódicamente a centros de adiestramiento en la Península.

Confidencial Digital ha podido saber que en esa dirección apuntan varias licitaciones públicas que ha abierto recientemente la Comandancia General de Ceuta, con objeto de contratar la realización de obras en instalaciones militares de la ciudad.

Cualquier movimiento de las Fuerzas Armadas relacionado con Ceuta y Melilla tiene especial significación. La reivindicación de la soberanía de estas ciudades españoles por Marruecos implica que la mayor o menor presencia militar española o marroquí a ambos lados de la frontera se mira con lupa.

Desde hace años Marruecos está invirtiendo mucho dinero en adquirir algunos de los sistemas de armas más modernos del mercado para equipar sus fuerzas terrestres, navales y aéreas: carros de combate Abrams, fragatas, cazas F-16...

Además, el gobierno marroquí firmó en otoño un acuerdo de cooperación militar con Estados Unidos, que recientemente se ha concretado en el inicio de un protocolo para vender armas estadounidenses a Marruecos por unos 825 millones de dólares. Por ejemplo, Marruecos adquirirá cuatro drones MQ-9 Reaper, con capacidad para portar munición guiada por láser.

Simuladores de Pizarro

Una de las obras que ha puesto en marcha la Comandancia General de Ceuta tiene por objeto el “Proyecto de construcción edificio para ubicación simuladores COTS del VIC/C Pizarro II BAD. Ceuta. Acto. Coronel Galindo”, con un presupuesto base de 153.157,58 euros, más impuestos.

En los documentos de la licitación se explica que “el Acuartelamiento Coronel Galindo no cuenta con un edificio adecuado que permita ubicar una sala de simuladores COTS para Pizarro II”.

Dicho acuartelamiento es la base del Regimiento de Caballería ‘Montesa’ número 3, unidad que cuenta tanto con carros de combate Leopardo 2E como con Vehículos de Combate de Infantería/Caballería Pizarro.

La Comandancia General de Ceuta considera que “es necesaria la instalación de una sala de simuladores COTS para Pizarro II”. Actualmente el cuartel no tiene un edificio con las condiciones y espacios necesarios para instalar los simuladores del Pizarro, así que “es preciso la construcción de un nuevo edificio de una planta sobre rasante y un semisótano, que cuente, al menos, con dimensiones mínimas de 22 x 8,5 x 3,5 m”.

Añade además que “los sistemas que albergaría dicha sala no pueden funcionar a la intemperie, siendo necesario que sean alojados en un local cerrado”.

Construirá un edificio nuevo

La solución acordada es construir un edificio para albergar los simuladores de los Vehículos de Combate de Infantería/Caballería Pizarro: “La solución adoptada para cubrir la necesidad de un espacio donde ubicar los simuladores pretende ofrecer a la unidad un espacio polivalente que se integre con el resto de construcciones y volúmenes de corte industrial del entorno en el que se va a implantar. Para ello se levanta un único volumen, como nave diáfana que apoya sobre un semisótano que aprovecha las diferencias naturales de cota del terreno de la zona de implantación”.

Construir este edificio, justifica la Comandancia General del Ceuta, “permitiría mejorar la instrucción de las tripulaciones de estos vehículos, reduciendo además los costes de traslado de personal a la Península”.

ECD consultó con el Cuartel General del Ejército, para confirmar si hasta el momento las tripulaciones de vehículos Pizarro de Ceuta, como las del Regimiento de Caballería ‘Montesa’ número 3, tenían que desplazarse necesariamente a la Península para adiestrarse, y si eso ya iba a cambiar definitivamente con estas obras.

Evitará desplazamientos a la Península

Un portavoz del Ejército del Tierra explican que “en la Plaza de Ceuta, hasta en el momento, no ha existido un simulador Pizarro”, lo que obliga “a realizar la instrucción de estas tripulaciones en instalaciones de la Península”.

Con la instalación del nuevo simulador, “se podrá realizar parte de la instrucción (aquella que se puede instruir en simulador) en la plaza [de Ceuta], no siendo necesario por tanto desplazarse a la Península”.

Además, añaden desde el Cuartel General del Ejército, la instalación de este simulador para las tripulaciones de los Pizarro no es un hecho aislado en Ceuta: “En Melilla también está prevista la instalación”. En Melilla se ubica el Regimiento de Caballería ‘Alcántara’ 10, que también cuenta con vehículos Pizarro.

Polígono de combate urbano

ECD ha podido comprobar que en fechas recientes la Sección de Asuntos Económicos de la Comandancia General de Ceuta también ha ido sacando a concurso y adjudicando varios contratos relacionados con obras de construcción del polígono de instrucción de combate en zonas urbanizadas (PCZURB), que se encuentra en el Acuartelamiento Serrallo-Recarga.

En todos los casos con un presupuesto cercano a los 35.000 euros, ha adjudicado contratos de “Adquisición de material diverso para la construcción del PCZU, Ceuta”, “Suministro de hormigón para la construcción del PCZU, Ceuta”, “Suministro de hierros y acero para la construcción del PCZU, Ceuta”.

En la documentación de la primera licitación se indicaba que el objeto del contrato es la “ampliación del polígono de instrucción de combate en zonas urbanizadas (PCZURB) en el Acuartelamiento Serrallo, Ceuta, para la preparación de las unidades de la Comandancia General de Ceuta, dotando al PCZURB de una mayor versatilidad, y completando todas las necesidades derivadas de la instrucción de las unidades”.

No se trata de construir un polígono de combate desde cero, sino ampliar y completar un polígono ya existente en Ceuta.

En este caso, el Cuartel General del Ejército explica que estas obras corresponden a una ampliación del polígono actual. Con esas obras “se pretende por un lado integrar en una misma instalación otras instalaciones ya existentes y darle por tanto una continuidad en el espacio a la instrucción”.

El otro objetivo de los trabajos de mejora del polígono de combate urbano es ampliar “el número de edificaciones existentes, además de la variedad de éstas”.

De esta forma se conseguirá “aumentar la entidad de la unidad que realiza la instrucción y homogeneizarla, en la medida de lo posible, a otras instalaciones existentes en la Península”.

Cabe señalar que estos trabajos para el polígono de combate urbanizado, centrado sobre todo en las unidades de infantería (como la Legión y los Regulares), tienen un objetivo común con los ya explicados del simulador del Pizarro: “La instrucción por tanto en ambiente urbano se podrá realizar en la plaza de Ceuta, no obstante será necesario seguir realizando ejercicios en otras instalaciones de la Península, que permiten la integración de otras capacidades interarmas”.

Es decir, no se acabará con la necesidad de que se trasladen a la Península los militares, pero sí se facilitará y potenciará que las unidades del Ejército de Tierra en Ceuta puedan entrenarse en su propia ciudad.

El vídeo del día

Vacuna de CureVac incumple objetivo de efectividad en resultados preliminares
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?