Defensa

Marruecos busca submarinos para su nueva base del Atlántico

Ha preguntado por submarinos griegos de segunda mano y no descarta unidades rusas. Ha reactivado sus planes ante el rearme argelino

Submarinos argelinos en puerto.
photo_cameraSubmarinos argelinos en puerto.

Marruecos se ha rearmado de manera significativa en la última década. Cazas F-16 modernizados, un arsenal de misiles de última generación, carros de combate Abrahams modificados en Estados Unidos, drones Predator o incluso el satélite ‘espía’ Mohamed VI-A.

El salto cualitativo en material y armamento de las fuerzas armadas marroquíes ha sido seguido con gran interés en las Fuerzas Armadas españolas. Y fuentes militares de alto nivel admiten a ECD que el salto tecnológico que ha experimentado Marruecos es especialmente reseñable en lo que afecta a la Marine Royal.

La puesta en servicio de tres corbetas, una fragata FREMM francesa o la inauguración de su base naval de operaciones para el Atlántico en la localidad de Ksar Sghir han supuesto un importante hito para la marina marroquí. Pero le falta algo: Marruecos no tiene submarinos.

Rabat suspira por un submarino

Se trata de una vieja aspiración de la Marina Real que hasta el día de hoy no ha cristalizado -pese a sucesivos intentos-. Pero según han podido saber fuentes de la Armada consultadas por ECD, Rabat va a redoblar esfuerzos en este sentido en los próximos meses.

La información que les ha llegado a mandos españoles es que Marruecos habría intensificado la búsqueda de buques submarinos principalmente tras los últimos pasos dados por su vecino y rival geográfico, Argelia.

Argelia anunció recientemente que ha comisionado la compra de dos nuevos submarinos clase Type 636M ‘Kilo’ -los antiguos clase ‘Kilo’ mejorados- a Rusia, que se sumarán a los otros dos que encargó en 2014 y que ya han sido entregados. Se trata de uno de los submarinos diesel más silenciosos del mundo.

A estos submarinos se les suman los cuatro clase ‘Kilo’ soviéticos que tenía ya operativos Argelia, que por sus características y por su desgaste sirven únicamente como unidades de defensa costera.

El equilibrio militar en el Estrecho

Esto ha provocado que incluso en la Armada española se abra un debate sobre la balanza del poder militar en el Estrecho, a la vista que España actualmente tiene un arma submarina “insuficiente” para la vigilancia de todo el litoral, del Estrecho y del Mar de Alborán a la espera de que lleguen los submarinos S-80.

Y en este proceso, el último que ha decido mover ficha ha sido Marruecos. Las fuentes consultadas por ECD aseguran conocer los planes de Rabat para adquirir al menos un submarino para su base de Ksar Sghir. Un primer paso en el largo camino que le separa de mirar frente a frente a su rival Argelia en cuanto a capacidad submarina se refiere.

Entre las opciones que ha manejado en el pasado se encuentra la compra de un submarino ruso clase Amur,  un buque de 5ª generación que puede portar tecnología de propulsión anaeróbica (AIP) que reduce considerablemente la necesidad de oxigeno y aumenta el tiempo que puede mantenerse sumergido.

Otra opción manejada en el pasado pero que tampoco cristalizó es la compra de submarinos de segunda mano. En 2017 hubo un acercamiento entre las marinas griega y marroquí para la posible venta de algunos de los viejos submarinos griegos, que principalmente iban encaminados a servir de ‘entrenamiento’ para las futuras tripulaciones de un submarino más moderno.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?