Defensa

Protesta de Exteriores a EEUU por un ejercicio militar cerca de Canarias con aviones marroquíes

La US Navy desplegó un portaaviones nuclear, otros dos buques y aeronaves. La embajada norteamericana en Madrid respondió que no tenían obligación de comunicarse con los controladores aéreos españoles

Mass Communication Specialist 3rd Class Cameron Pinske
photo_camera Mass Communication Specialist 3rd Class Cameron Pinske

Roce diplomático entre España y Estados Unidos, en el inicio del mandato de Joe Biden, con un tema sensible: Canarias, Marruecos y la defensa militar. Todo tiene su origen en un ejercicio militar conjunto que llevaron a cabo buques y aeronaves de la US Navy y de la marina y la fuerza aérea marroquí en el Atlántico, no lejos de las Islas Canarias.

Estados Unidos y Marruecos están estrechando lazos militares. Hace unos meses firmaron un acuerdo de cooperación militar, y han organizado varios ejercicios y maniobras conjuntas.

A principios de marzo realizar un ejercicio, “Lightning Handshake”, para entrenarse en misiones de guerra de superficie, guerra antisubmarina, guerra aérea y de ataque, apoyo logístico combinado y operaciones de interdicción marítima.

Por parte de Estados Unidos se desplegaron el portaaviones ‘USS Dwight D. Eisenhower’, de propulsión nuclear, y dos buques destructores de misiles guiados de la clase ‘Arleigh Burke’: el ‘USS Mitscher’ y el ‘USS Porter’. Este último tiene su base en Rota. Con el portaaviones participaron tanto aviones como helicópteros militares de la US Navy.

Marruecos envió a estas maniobras una fragata de la clase SIGMA, la ‘Tarik Ben Ziyad’, un helicóptero y dos aviones de combate, un F-16 y un F-5.

El diario El País contó el 16 de marzo que las autoridades militares de Estados Unidos no avisaron de este ejercicio a España, de forma que cuando comenzaron las maniobras, y los aviones militares estadounidenses y marroquíes empezaron a volar a unas 50 millas al norte de la isla de La Palma, los controladores aéreos de Gran Canaria se llevaron una sorpresa.

De pronto, les aparecieron en sus pantallas numerosas trazas de vuelos no identificados. No hubo riesgos para la navegación aérea ni se desviaron aviones civiles, pero los controladores esperaban que se les hubiera advertido de estas maniobras, para estar al tanto y no verse sorprendidos al detectar los radares tantos aviones desconocidos cerca de Canarias.

Antes de la noticia de El País, dos diputados del Partido Popular en el Congreso, el general retirado Fernando Gutiérrez Díaz de Otazu (portavoz de Defensa) y Valentina Martínez Fierro (portavoz de Asuntos Exteriores) registraron una pregunta con siete cuestiones sobre ese ejercicio de Marruecos y Estados Unidos cerca de Canarias:

-- “¿Tenía el Gobierno español conocimiento de la realización de los citados ejercicios con carácter previo a los mismos?”.

-- “¿Había sido informado el Gobierno de la realización de dichos ejercicios por parte de los Estados Unidos de Norteamérica, por parte de Marruecos, por parte de ambos, por parte de ninguno?”.

-- “En caso afirmativo, ¿había transmitido el Gobierno la notificación de dichos ejercicios a las Autoridades Autonómicas o a la Delegación del Gobierno en las Islas o a los correspondientes servicios de control de espacio aéreo y marítimo en las Islas?”.

-- “¿Cuáles han sido las consecuencias sobre el normal discurrir del tráfico aéreo y marítimo en el entorno inmediato o próximo de las Islas Canarias como consecuencia de los citados ejercicios?”.

-- “En caso de no haber recibido comunicación previa y haberse registrado incidencias en el normal discurrir del control del tráfico aéreo y marítimo en el entorno inmediato o próximo de las Islas Canarias, ¿se ha trasladado alguna solicitud de explicaciones a las autoridades estadounidenses o marroquíes sobre la falta de comunicación de dichos ejercicios con carácter previo a la realización de los mismos?”.

-- “En caso de haberse solicitado explicaciones, ¿cuál ha sido la respuesta recibida?”.

-- “¿Cómo valor el Gobierno la actuación de Estados Unidos y Marruecos en relación con estos ejercicios militares realizados en el entorno próximo a las Islas Canarias?”.

Exteriores traslada su preocupación

Confidencial Digital ha consultado la respuesta que el Gobierno de España ha dado a esta pregunta del Grupo Popular. En esta ocasión, el Ejecutivo no elude reconocer que el suceso ha motivado una reacción diplomática ante Estados Unidos.

Concretamente, lo que hizo el Ministerio de Asuntos Exteriores al tener noticia de ese ejercicio aéreo y naval cerca de Canarias, sin que se le comunicara a España, fue trasladar “al Encargado de Negocios de la Embajada de Estados Unidos de América (EEUU) en Madrid la preocupación que causó la situación creada por el sobrevuelo de aeronaves militares estadounidenses en la Terminal de Control Aéreo de Canarias”.

Exteriores admite que “aunque no existiera obligación de hacerlo” por parte de Estados Unidos, “siempre es deseable asegurar la comunicación y coordinación para evitar este tipo de situaciones”.

Estados Unidos: ni costumbre ni obligación

La respuesta del Gobierno incluye también cuál fue la contestación de la Embajada de Estados Unidos en Madrid ante esta queja. La legación diplomática se defendió señalando que cuando se produce el sobrevuelo de aviones militares sobre aguas y espacios aéreos internacionales no tienen ni costumbre ni obligación de comunicarse con controladores aéreos civiles.

Además, argumentó que los portaviones, en este caso el ‘USS Dwight D. Eisenhower’, están dotados de todos los equipos necesarios para llevar a cabo el necesario control de las aeronaves.

Terminó la embajada asegurando al Ministerio de Asuntos Exteriores que, “en cualquier caso, de haberse producido una situación que pudiera en riesgo la seguridad sin duda se investigaría”.

El Gobierno no da más detalles sobre el asunto y sobre este roce diplomático. Sólo se limita a añadir que “la realización de las maniobras aeronavales Lightning Handshake 2021 entre EEUU y Marruecos se enmarca dentro de la relación bilateral en materia de defensa de dos países terceros”.

El vídeo del día

Errejón rechaza que la imagen de España dependa de un paseo con Biden
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?