Denuncias de los lectores

Cuscús a la ‘zapatera’, Mientras Marruecos nos mete un gol, Zapatero busca su Alianza de las Civilizaciones desesperadamente. ¿Alguien la ha visto?

El PSOE se ha blindado en el proceso del Sáhara para contemporizar con el sultán de Marruecos en su embestida contra la soberanía del pueblo saharaui. Muchos intereses, confesables e inconfesables, existen entre este ejecutivo que sufrimos, "capitaneado" por Zapatero, y nuestro vecino conflictivo del sur: un Estado de corte sátrapa.    La realidad es que Marruecos nos chulea con demasiada frecuencia y no pasa nada. La situación límite de Aminetu Haidar es una clara muestra.  Haidar incomoda a la autocracia magrebí y han decido recluirla en España, lejos de la región del Sahara Occidental por la cual se rebela.   

¿Que me dicen de la parafernalia del avión medicalizado y el anuncio de que todo estaba arreglado para en el último momento quedarse en tierra? Zapatero busca su Alianza de las Civilizaciones... desesperadamente. ¿Alguien la ha visto? Tras el “gol” marroquí, que ha sabido encasquetar el problema de la saharaui al gobierno de Zapatero, el PSOE se consuela con que “no ha visto a tantos actores” apoyando a la activista. Pero el cuscús cocinado por Marruecos con el gobierno Zapatero es un plato ya conocido.    

Ahora el gobierno Zapatero atribuye  a la policia la entrada de la activista saharaui. De la Vega  asegura que la señora Haidar pudo entrar a España porque "tiene un permiso de residencia legal" en el país "por razones humanitarias". Este argumento contradice la versión de los funcionarios del aeropuerto de Lanzarote, que afirman que no permitieron la entrada de Aminatu Haidar hasta que recibieron órdenes directas procedentes de Madrid para hacerlo.    

Se acumulan desde hace ya demasiados años en la Audiencia Nacional muchas denuncias contra el régimen de Mohamed VI por las torturas y desapariciones en su cárceles de saharauis y miembros del Frente Polisario. Lo cual permite dar vía libre a la impunidad frente a la represión desatada en el Sáhara Occidental (muchos de sus ciudadanos aún de nacionalidad española). 

Pulse o haga clic para ver más noticias.

 

 
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?