Denuncias de los lectores

La Junta de Andalucía desprotege a los niños y niñas que tutela

Junta de Andalucía.
photo_cameraJunta de Andalucía.

Nací en Sevilla, mis padres no supieron atenderme y por este motivo tuve que vivir 14 años en un centro de acogida, careciendo del afecto que solo una familia podía darme. En el Día Internacional de la Infancia, quiero dar voz a los más de 2.500 menores en Andalucía que sufren lo que yo viví.

Los niños que han tenido que ser separados de progenitores maltratadores, deben ser acogidos preferentemente en familia, y el centro de protección ha de ser su última opción. Sin embargo, la mitad de los niños tutelados por la Junta de Andalucía, están institucionalizados, sin haber cumplido 700 de ellos los 11 años.

Todavía hay niños muy pequeños y bebés en centros porque no hay familias acogedoras que puedan cuidarlos. Así, la Administración desobedece la legislación y a los expertos que alertan de lo nocivo que es para el desarrollo emocional infantil crecer sin familia. Esta ineficacia administrativa para promover el acogimiento familiar, permite que haya muchos niños institucionalizados, siendo más elevado el coste de una plaza en un centro (casi el triple) que la prestación que se da a algunas familias acogedoras.

Y las perspectivas no son buenas, en el año 2017 aumentó un 11,9% el número de menores en acogimiento residencial y disminuyó un 12% en acogimiento familiar según el informe del estado de la infancia en Andalucía publicado por el Observatorio de la Infancia en Andalucía. Nuestros niños más vulnerables sufren las consecuencias de un sistema disfuncional, con mala gestión y praxis, por eso es urgente, que de una vez, la Junta de Andalucía les garantice su derecho a vivir en familia.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?