Dinero

En plena deriva independentista

Ofensiva de Grifols para desbancar a Freixenet y Codorníu del liderazgo del cava catalán

La entrada en el accionariado de la bodega Juvé y Camps pretende aprovechar la fuga de las marcas tradicionales para expandirse en Cataluña

Botella de Juvé y Camps.
photo_cameraBotella de Juvé y Camps.

Objetivo de la familia Grifols con la entrada en el cava catalán: convertir a Juvé y Camps en el primer espumoso catalán desbancando a las marcas tradicionales y más emblemáticas de Cataluña, esto es, Freixenet y Codorníu.

El vehículo inversor de los Grifols, la sociedad patrimonial Scranton Enterprises -con sede en Holanda- entró en noviembre en el capital de la bodega, la tercera más importante del sector. Esta sociedad holandesa controla a su vez un 8,67% del capital de la farmacéutica Grifols.

Según se explicó en su momento, la entrada de esta sociedad participada por directivos de la farmacéutica pretende dar a la bodega estabilidad accionarial en el futuro y permitirá mantener el proceso de expansión de la empresa. que factura unos 24 millones de euros.

Juvé y Camps, el primer cava catalán

Pero Grifols no sólo busca ratificar su compromiso con los productores catalanes y con una empresa centenaria. Hasta ahora, Juvé y Camps era la tercera marca de cavas en Cataluña.

Sin embargo, sería ya la segunda, si se tiene en cuenta que Codorníu ha cambiado su sede a Haro (La Rioja) desde Barcelona por la deriva independentista.

El objetivo es convertirse en la primera enseña si, como ya ha avanzado su presidente, José Luis Bonet,Freixenet acaba trasladando también su domicilio social fuera de Cataluña, tras los resultados de las elecciones del 21-D que han vuelto a dar la mayoría a los partidos independentistas en el Parlament.

Es una de las bodegas más emblemáticas del Penedès y produce los cavas Juvé y Camps y los vinos Espiells.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo