Dinero

Subida del IVA sí, pero después del verano. La amnistía fiscal no está funcionando, Bruselas no va a permitir a España esperar a 2013, el objetivo del Gobierno es no dañar la campaña de turismo

El Gobierno contempla una subida del IVA para después del verano. Aunque la intención inicial de Mariano Rajoy era posponer esta medida para el año que viene, Bruselas no está dispuesta a esperar a 2013. Y es que la Comisión Europea está detectando que la amnistía fiscal no está dando sus frutos, aunque el Ejecutivo se resiste, por su parte, a dañar la campaña turística estival.

Según ha podido saber El Confidencial Digital, de fuentes del Gobierno, los técnicos de Hacienda han recibido ya el encargo de trabajar en un escenario que contempla una subida del IVA, de alrededor de dos puntos (del 18 al 20%), tras las vacaciones de verano. No obstante, todavía no hay una fecha concreta para su aprobación en el Consejo de Ministros.

Pero el ultimátum que ha recibido España de Europa es contundente. Bruselas no va a permitir a España esperar hasta 2013. Exige reformas que tengan una repercusión directa en los mercados, que ayuden a relajar la presión sobre la economía española. Y la medida principal en la que insiste es la subida del IVA.

Y es que la Comisión Europea ha puesto en entredicho la efectividad de la amnistía fiscal aprobada por el Gobierno para lograr los objetivos de consolidación fiscal.

La amnistía fiscal no genera confianza

Según las fuentes consultadas, el mensaje que le han enviado a Rajoy sus socios europeos es que lo que menos le conviene ahora a España son reformas inciertas, que no vayan sobre seguro, y cuyo efecto no pueda ser predecible, como es el caso de la amnistía fiscal.

El Gobierno tiene previsto recaudar más de 2.500 millones de euros con esta medida, pero la deja a la suerte de la cantidad de personas que vayan a repatriar su dinero a España. Una situación que da sensación de indeterminación y que está basada solamente en expectativas, a juicio de los técnicos de la Unión Europea.

Sin embargo, insisten al Gobierno desde Bruselas, una subida del IVA si ayudaría a aliviar a España en sus esfuerzos para conseguir reducir el déficit. Y es que lo que le interesa a la Comisión Europea no es tanto el impacto recaudatorio de la medida, sino su capacidad de calmar a los mercados.

No dañar la campaña turística

Pero el Gobierno si está intentando negociar con Europa que la subida del IVA pueda retrasarse hasta después del verano. Por una razón muy clara: no está dispuesto a que esta nueva carga fiscal pueda estropear los ingresos en España de los extranjeros que visitarán el país a lo largo de las vacaciones. Y, mucho menos, que éstos se vayan enfadados y con una mala imagen.

El vídeo del día

Araceli Hidalgo ya cuenta con la 2ª dosis de la vacuna contra Covid

Y es que el Ejecutivo es consciente de que la época veraniega es una de las de mayor consumo en el país, que se podría ver seriamente retraído por el alza tributaria, y eso afectaría, a su vez, al PIB del conjunto del año. También se tiene en cuenta que el turismo es uno de los pocos sectores en los que se sustenta ahora mismo el crecimiento neto del país.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?