Dinero

Hacienda tenía lista la devolución exprés para el millón de afectados por el impuesto de las hipotecas

Había dado orden a las autonomías de que tuvieran listo un sistema que facilitara la recuperación del dinero. Calviño llegó a cerrar un pacto con Bruselas y los bancos para no perjudicar el déficit del Estado

María Jesús Montero, ministra de Hacienda.
photo_cameraMaría Jesús Montero, ministra de Hacienda.

Hacienda tenía diseñado un plan para agilizar el millón de devoluciones del impuesto de las hipotecas. Había dado orden a las comunidades autónomas de que tuvieran listo un sistema que facilitara la reclamaciones y evitara líos como el que se ha desatado con el IRPF por maternidad.

El Gobierno había puesto en marcha las conversaciones de urgencia con los bancos, las comunidades autónomas y Bruselas para que la devolución del impuesto de las hipotecas no impactara gravemente en las cuentas públicas.

Con una anticipación de dos semanas

Según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes conocedoras del proceso, Hacienda llevaba dos semanas preparando el escenario de que el cliente tuviera derecho a a recuperar el impuesto.

Pese a que era una crisis que deberían haber gestionado las autonomías, ya que hubieran tenido que adelantar la cantidad a devolver, y después reclamársela a las entidades financieras, el impacto sobre el déficit del Estado preocupaba enormemente al Gobierno central.

Instrucción a las comunidades autónomas

La Agencia Tributaria había cuantificado este martes en 5.000 millones el potencial impacto de la devolución del impuesto de las hipotecas. Daba por hecho que la decisión final del Supremo sería que debía pagarlo la banca con una retroactividad de cuatro años.

Así, según las fuentes consultadas, Hacienda preveía que las comunidades autónomas tuvieran que comenzar a tramitar en los próximos días “más de un millón de reclamaciones de devolución del impuesto de Actos Jurídicos Documentados”. Por ello, había dado orden de que tuvieran listo un sistema que facilitara la recuperación del dinero.

Evitar el desconcierto del IRPF por maternidad

En el Gobierno reconocían a ECD que la instrucción pretendía evitar el lío que se ha generado con la devolución del IRPF por maternidad. Un mes después del varapalo del Supremo a Hacienda, las madres que tienen decidido reclamar los 1.000 euros de media que se les retuvo por su baja desde el año 2014 todavía no tienen claro cómo hacerlo.

La prioridad de la Agencia Tributaria era tramitar las reclamaciones, pero evitando en todo momento que las oficinas se colapsaran. Por ello, la vía telemática se imponía como la solución más ágil para reembolsar el dinero.

En cambio, la filtración de varios formularios no oficiales para reclamar el dinero retenido indebidamente han provocado el efecto contrario.

Reclamación por la vía de urgencia a los bancos

Ahora, las fuentes a las que ha tenido acceso ECD explican que el Gobierno tenía preparado un plan de acción, contando con que el fallo del Supremo sería favorable a los compradores de vivienda. Se basaba, sobre todo, en la coordinación de las actuaciones entre las autonomías y las entidades financieras.

La banca rechazaba cualquier abono. Argumentaba que siempre habían actuado bajo el marco legal y que, por tanto, no se les podía exigir un pago retroactivo. No obstante, el Ejecutivo, a través del Ministerio de Economía, iba a defender ante la banca que se había conseguido limitar, al menos, la retroactividad a los últimos cuatro años.

Un escenario que, aunque a regañadientes, el sector financiero estaba dispuesto a asumir como “solución menos mala”, según reconocían este martes a ECD en varias entidades.

Pacto con Bruselas para que no compute como déficit

El proyecto de Presupuestos ahora en vigor, heredado del Gobierno de Rajoy, sitúa el déficit de Estado en el 2,6%. Elevarlo automáticamente cuatro décimas por el impacto de las devoluciones del impuesto de las hipotecas, pone en riesgo la salida de España del Procedimiento de Déficit Excesivo, que exige que la cifra quede por debajo del 3%.

En Hacienda recuerdan que Nadia Calviño consiguió el pasado mes de julio que el objetivo de déficit para el 2018 se elevase en medio punto desde el 2,2% al 2,7% del Producto Interior Bruto (PIB), y desde el 1,3% al 1,8%, para 2019. Una senda de déficit que se mantiene bloqueada por el veto de PP y Ciudadanos en el Congreso.

Ahora, la ministra de Economía se proponía, según fuentes conocedoras de las conversaciones por ECD, que Bruselas aceptase los objetivos pactados a mediados de este año, con el compromiso de que la carga al déficit del Estado fuera solamente “temporal”.

Con ese objetivo, el plan del Gobierno contemplaba también que la devolución a los afectados y la reclamación de Hacienda a la banca coincidieran prácticamente en el tiempo.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo