Dinero

Elogios a España en Davos: “Pedro Sánchez ha desactivado Podemos”

Ana Botín, Ignacio Sánchez Galán… han recibido parabienes porque “el populismo ha quedado diluido” y “Pablo Iglesias no manda en asuntos económicos”

Pedro Sánchez, en el Foro de Davos.
photo_cameraPedro Sánchez, en el Foro de Davos.

Pedro Sánchez ha aprovechado el Foro de Davos para dar garantías a la élite mundial sobre el primer Gobierno de coalición de un gran país europeo con ministros de la izquierda radical. La delegación empresarial española, encabezada por Ana Botín e Ignacio Sánchez Galán, ha recibido elogios tras varios años escuchando duras críticas.

“Ni siquiera me han preguntado por Unidas Podemos, he tenido que sacar yo el tema”, comentaba sonriente el presidente del Ejecutivo este miércoles, a la salida de una reunión con un grupo de inversores en la cumbre de Davos, donde el Gobierno PSOE-Podemos ha recibido, según el propio Sánchez, un claro respaldo de los líderes mundiales.

Hay que recordar que la delegación empresarial española no consiguió hace unos años tranquilizar a los más importantes ejecutivos extranjeros, que se dieron cita por ejemplo en el foro en la edición de 2015. En aquella ocasión había una gran prevención y se habló sobre los riesgos de que Podemos llegara al Gobierno.

Estos líderes mostraban sin rodeos su inquietud sobre los peligros que, desde su punto de vista, podría acarrear que Podemos tuviera opciones de Gobierno, no solo para España sino también para el resto de Europa. Las explicaciones de Ana Botín, Francisco González e Ignacio Sánchez Galán resultaron entonces claramente insuficientes.

“En Europa están surgiendo partidos como Podemos en España”. Fue la advertencia que lanzó en aquel momento, por ejemplo, el influyente inversor estadounidense Ray Dalio, máximo ejecutivo del fondo Bridgewater, en uno de los debates del Foro Económico de Davos.

Realizó estas declaraciones, en las que destacó su honda preocupación por este asunto, delante de Ana Botín. Sin embargo, la presidenta del Banco Santander no quiso responder en público a la alusión de Dalio a Podemos.

Botín y Galán escuchan elogios a España

En los últimos días, los presidentes del Santander, BBVA e Iberdrola han vuelto a mantener apartes, en privado, con máximos ejecutivos de los principales fondos y bancos de inversión extranjeros, como Goldman Sachs, Morgan Stanley y Bridgewater.

Tras la formación del Gobierno de coalición, y tras las garantías de Pedro Sánchez a los inversores de que las decisiones en materia económica han quedado en manos del PSOE, la desconfianza hacia España se ha reducido considerablemente.

Según ha podido confirmar Confidencial Digital por fuentes conocedoras de los contactos, al menos Ana Botín e Ignacio Sánchez Galán han escuchado elogios a España tras cinco años recibiendo continuas alertas por la inestabilidad política del país.

“Sánchez ha logrado desactivar a Podemos”

Así, la principal conclusión sobre España que han comentado en los últimos días algunos de los líderes que han asistido a la cumbre económica ha sido clara: “Pedro Sánchez ha logrado desactivar a Podemos”. Es el mensaje que han recibido los presidentes del Santander e Iberdrola, quienes han escuchado hasta felicitaciones de algunos destacados ejecutivos de varios sectores.

El populismo ha quedado diluido en España

Otras de las conclusiones a las que han llegado en Davos es que “el populismo ha quedado diluido en España”. Además, dicen, les tranquiliza que “Pablo Iglesias no manda sobre los asuntos económicos”.

No se pasa por alto -y así se ha encargado de resaltar la delegación política y empresarial española a los inversores en distintos contactos privados- que los ministros de Podemos cuentan con unas competencias mermadas en la coalición de gobierno.

Hasta el punto de que ni Pablo Iglesias ni ningún otro ministro de Unidas Podemos ha viajado al foro mundial, donde sí han acompañado a Sánchez las vicepresidentas Calviño y Ribera.

Por otro lado, se recuerda que a Alberto Garzón le ha correspondido un Ministerio de Consumo sin apenas atribuciones ya que prácticamente todas las competencias sobre esta materia están transferidas a las comunidades autónomas.

Pero no sólo ha quedado diluido el papel del líder de Izquierda Unida, sino también el del propio Pablo Iglesias. No es lo mismo ser uno de los tres vicepresidentes que ser uno de los cuatro pilares en los que se dividirá la estructura de un Gobierno en el que los socialistas se han quedado con las carteras clave.

Uno de los casos más evidentes es el de Trabajo (Podemos), que se ha desligado de Seguridad Social. Este último departamento, que ha quedado en manos socialistas, gestionará la caja de la Seguridad Social y dependerán de él todos los asuntos relacionados con la afiliación, las cotizaciones y el pago de todas las prestaciones salvo las de desempleo.

Hubo bronca a España por no frenar a Podemos

Hay que recordar ahora que en ediciones anteriores de Davos algunos de los líderes mundiales llegaron a confesar en privado estar decepcionados con España.

Les reprocharon que los pronósticos sobre el partido de Pablo Iglesias que les habían transmitido no se hubieran cumplido. Lo atribuyeron fundamentalmente a la pasividad de las autoridades y los agentes económicos.

Les recordaron que los mismos representantes de la delegación española se habían mostrado “convencidos” un año antes de que los españoles iban a poner el Gobierno en manos de dirigentes que asegurasen la estabilidad política. Entre otras cosas para no amenazar la recuperación económica del país.

Sin embargo, Podemos no acababa de ser desactivado y el populismo continuaba siendo una amenaza real para España. Ahora, concluyen que con el partido de Pablo Iglesias “dentro del sistema” (del Gobierno de coalición), sus medidas económicas serán drásticamente suavizadas.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable