Dinero

Las empresas de catering pierden más de 2.000 millones de euros por la pandemia

Han dejado de facturar ocho de cada diez euros con respecto a 2019 y se están produciendo ya las primeras quiebras ‘forzosas’

catering-spread-22ea90a2
photo_camera catering-spread-22ea90a2

El negocio de la hostelería tiene un gran número de derivadas que durante las últimas décadas han ido apareciendo al albor de los eventos, las nuevas formas de consumo y los gustos del cliente.  

Una de las grandes divisiones del sector es la del catering. Empresas que antes de la pandemia disfrutaban de una ‘época dorada’ gracias al sinfín de eventos y proyectos que a lo largo y ancho del planeta tenían lugar a cuenta de la globalización ahora están completamente paradas. 

‘La situación es muy complicada y crítica, los eventos se han reducido al mínimo y las empresas de catering están siendo unas de las más golpeadas por la crisis económica con caídas de facturación de entre un 70% y un 90%’ apunta Jesús Baranda, presidente de la Asociación Española del Catering (AEC) a Confidencial Digital

El perfil de los congresos cancelados varían entre los dos mil asistentes y pequeños eventos de no más de cuarenta personas.  En algunos casos y según la AEC la cancelación de estos congresos pueden suponer entre el 50 y el 80 por ciento de la facturación anual de la mayor parte de las empresas del catering, lo que implica dejar de ingresar más de 2.000 millones de euros.

El número de asistentes a los eventos ha caído más de la mitad mientras que la baja del número de servicios de catering ha caído un 69,21 por ciento. 

En consecuencia ya se están registrando las primeras quiebras, que desde la patronal califican de ‘forzosas’ ya que la causa no es la mala gestión por parte del empresarios sino la crisis económica derivada de la pandemia del coronavirus.  En la AEC auguran el cierre de gran parte del tejido empresarial del sector si las ayudas no llegan en las próximas semanas. 

‘La fase de recuperación no la vemos por ninguna parte y nuestras previsiones son que no la empezaremos a ver hasta el segundo trimestre de 2021.  En estos momentos estamos en fase de aguantar como podamos, reducir costes al máximo y esperar a que se ponga en marcha cuanto antes un plan de viabilidad del sector por parte de las administraciones públicas’ explica Barada a ECD.

Una situación de incertidumbre que no perfila una mejor imagen de cara a la campaña de Navidad.  ‘Afrontamos la Navidad, como todo el 2020, sin saber qué podremos hacer’ aseveran desde la patronal del sector a Confidencial Digital.  Si bien avanzan que los meses que quedan del año serán ‘malos’ confían en que la situación sanitaria de una ‘tregua’ durante la Navidad a tiempo para que las empresas puedan celebrar sus eventos festivos.

Por regiones las pérdidas se han concentrado en las dos grandes ciudades, Madrid y Barcelona donde hay una mayor de eventos, reuniones y ferias que a lo largo del año suponen más del 50% de la cuenta de las empresas del sector.  Sin embargo, fuentes del sector confirman a ECD también la difícil situación que se vive en las compañías radicadas en otras plazas españolas como Valencia, Bilbao, Málaga o la isla de Gran Canaria. 

El vídeo del día

Casado pide a Sánchez respetar la decisión del Supremo sobre los presos.

Demandas del sector

Desde la AEC valoran las medidas de los ERTEs y la extensión de los periodos de carencia de los créditos avalados por el ICO como ‘insuficientes’.  Pese a ello y con el objetivo de salvaguardar el empleo en el sector creen que los ERTEs deberán ser ‘obligatorios’ mientras haya restricciones.  Todavía quedan en ERTEs más del 60% de los trabajadores del sector.

Además, la patronal dice haber solicitado al Gobierno la exoneración completa desde el 14 de marzo hasta el 31 de diciembre de las cuotas de la Seguridad Social con efectos retroactivos y parcial mientras duren las restricciones a partir del 1 de enero de 2021.

En la AEC creen que los ejemplos a seguir están fuera de las fronteras españolas.  Valoran de buena gana la situación en Reino Unida donde el Gobierno ha reducido el IVA del 20% al 5% en todo el sector hostelero hasta finales de enero de 2021 o en Alemania se ha reducido del 19% al 5% desde el 1 de julio de 2020 al 30 de junio de 2021.  Para España firman en la misma hoja y solicitan la reducción del IVA hasta el 5% de todos los servicios ofrecidos hasta el próximo mes de junio.

Entre otras medidas creen que sería beneficiosa la exoneración del Impuesto de Actividades Económicas y la creación de un fondo de protección ante las cancelaciones de los eventos para permitir aplazamientos al 2021, pero en las mismas condiciones de contrataciones en 2020. 

¿Qué pasa con el vending?

Y entre las restricciones a la movilidad y el incremento del teletrabajo otro de los grandes negocios que están viendo acabada su actividad laboral es el de las máquinas del vending.  Esos sitios que en muchas oficinas se transforman en una sala improvisada donde las máquinas de cafés y aperitivos funcionan como nexos de unión entre los trabajadores.

Un sector que desde la patronal ANEDA confiesa a ECD su presidenta, Yolanda Carabante, está ‘gravemente afectado’ ya que, aseguran, la actividad del sector va ligada a la actividad económica y laboral, y todo ello repercute a los diferentes actores de la distribución automática, tanto empresas operadoras, proveedores de productos y servicios, fabricantes de máquinas y medios de pago.

Ahora, dicen, quedan en pie las empresas que pueden sobrevivir con una caída de las ventas del 60% aunque avisan que no serán capaces de sobrevivir a un nuevo confinamiento o a una nueva escalada en las restricciones a la movilidad y los aforos.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?