Dinero

El ERE de BBVA le abre un frente al Gobierno con los sindicatos en CaixaBank

CCOO liderará las movilizaciones para hacer al Ejecutivo responsable del recorte si el banco no se aviene a mejorar las condiciones iniciales

Sede corporativa de CaixaBank en Madrid.
photo_camera Sede corporativa de CaixaBank en Madrid.

BBVA ha reducido los afectados por el ERE en casi un millar de empleados, y ha mejorado las condiciones iniciales de su propuesta económica para fomentar las salidas. El acuerdo abre un frente al Gobierno con los sindicatos en CaixaBank, donde el Estado cuenta con una participación del 18%.

BBVA ha llegado a un acuerdo con los sindicatos para la salida de 2.727 empleados, desde los 3.798 iniciales.

Fuentes del Gobierno reconocen a Confidencial Digital que la solución del conflicto en el banco que preside Carlos Torres mete más presión a CaixaBank. Aunque, en su caso, los sindicatos no han convocado huelga, al menos de momento.

Las negociaciones se han alargado hasta el próximo 29 de junio. Por el momento, los representantes de la plantilla ya han conseguido que la entidad rebaje el número de afectados hasta los 7.400, tras reducir el excedente de personal en 205 contratos y después de reafirmar el compromiso de que las 686 recolocaciones previstas en empresas filiales se harán manteniendo el salario fijo y la antigüedad.

Presión al Gobierno de los sindicatos

Pese a ello, el ERE de CaixaBank va a convertirse en uno de los mayores recortes de plantilla de la historia de la banca española con la singularidad de que el Estado es accionista de referencia en el grupo, con una participación del 16,11%.

Y precisamente a esto es a lo que buscarán agarrarse los grandes sindicatos con representación en la entidad para intentar mitigar el golpe, según explican a Confidencial Digital diversas fuentes sindicales.

“Que el Estado esté detrás nos debería ayudar. El Gobierno no querrá que haya lío ni ser ejemplo de destrucción de empleo, después de la senda marcada por BBVA, en un momento de crisis económica como el actual", explican en CCOO.

Fuentes sindicales explican que esperarán a conocer la nueva propuesta del banco para diseñar su estrategia de respuesta, pero no descartan movilizaciones para hacer al Ejecutivo responsable del recorte. “Haremos todo lo posible para que el ajuste sea voluntario y no traumático”, añaden en el sindicato SECB que representa a los trabajadores de CaixaBank.

El FROB se desmarca de los despidos

En el Ministerio de Economía, por su parte, se alejan de cualquier tipo de injerencia en la gestión y explican que la decisión del ajuste corresponde a los directivos del grupo, José Ignacio Goirigolzarri y Gonzalo Gortázar, si bien la propia vicepresidenta Nadia Calviño ya ha pedido en alguna ocasión al conjunto del sector que piense en alternativas de reducción de costes más allá del ajuste de personal acometido en la última década.

Recuerdan además que CaixaBank ya fue puesta en el disparadero por el Gobierno al votar en su junta de accionistas en contra de los sueldos de su consejo, entre los que se encuentran el de su presidente, José Ignacio Goirigolzarri, y el de su consejero delegado, Gonzalo Gortázar.

El vídeo del día

Reabre el ocio nocturno en Madrid hasta las 3 horas
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?