Dinero

La Generalitat recula y no excluirá a CaixaBank, Sabadell, Naturgy... de la Cámara de Barcelona

Anunció una reforma de la ley tras la victoria independentista, pero ha calculado que la salida de las empresas que se han ido de Cataluña provocaría la quiebra de la institución

Quim Torra, con el nuevo presidente de la Cámara de Comercio, Joan Canadell, a la derecha.
photo_cameraQuim Torra, con el nuevo presidente de la Cámara de Comercio, Joan Canadell, a la derecha.

La Generalitat va camino de chocar con la realidad tras el asalto independentista a la Cámara de Comercio de Barcelona. Pese a que su intención inicial era expulsar a las grandes empresas patrocinadoras, puesto que muchas de ellas abandonaron Cataluña por el 1-O, ahora reconoce que resulta complicado sustituir sus aportaciones económicas.

La consejera de Empresa de la Generalitat, Àngels Chacón (PDeCAT), declaró que le gustaría “reducir a la mínima expresión” las empresas que ocupan un puesto en las cámaras de comercio catalanas. Hablaba, sin citarlas, de CaixaBank, Naturgy, Criteria, Abertis, Deloitte, PwC, Agbar, Damm, Indra y otras grandes empresas.

La posición del Govern coincide con la lista de empresarios que se han impuesto en las elecciones a la Cámara: su intención es echar del pleno a las empresas patrocinadoras por la vía de reducir el número de vocalías escogidas por aportación económica directa, las llamadas “butacas de oro”, con una reforma de la Ley de Cámaras.

La expulsión fue un “calentón” de la Generalitat

Sin embargo, fuentes empresariales en Cataluña consultadas por Confidencial Digital hablan de “calentón” de la Generalitat y dan por hecho que no será posible introducir cambios en el pleno... al menos para este mandato.

Advierten de que, pese a que la ANC se ha mostrado dispuesta a buscar financiación complementaria para no tener que depender de las aportaciones de las empresas patrocinadoras, los ingresos son el principal problema para la nueva dirección de la Cámara.

Ese agujero económico que dejarían las grandes empresas catalanas, de casi un millón y medio de euros, no es fácil que pueda ser cubierto de un día para otro, según reconocen también a ECD altos cargos de la propia Generalitat.

Por eso, grandes compañías como CaixaBank, Abertis, Banco Sabadell o Agbar estarán finalmente en el pleno tras haber comprometido 75.000 euros anuales cada una y asegurarse escaños de pago, pero no participarán en las decisiones del comité ejecutivo. Tampoco Colonial, la única cotizada que se ha asegurado su asiento en la votación.

La Cámara se pone a trabajar para la independencia

En las grandes empresas catalanas presentes hasta ahora en las decisiones ejecutivas de la Cámara comienzan a reconocer en privado su “incomodidad más absoluta” ante la línea marcada por la nueva dirección, según ha podido saber ECD por fuentes próximas a algunas de ellas.

“Habrá tiempo”, aseguran, de analizar la conveniencia de seguir en una institución que va a ponerse a trabajar para la independencia y en contra del establishment.

La Assemblea Nacional de Catalana (ANC) acaba de dar las primeras claves de su programa al frente de la institución.

La candidatura Eines de País (Herramientas de País), que logró 31 de los 60 escaños del pleno, ha confirmado que utilizará el prestigioso gabinete de estudios económicos de la institución para elaborar informes sobre la viabilidad de la independencia y para descubrir si hubo presiones políticas en la fuga de empresas tras el 1-O.

Para los que apoyan el periodismo de exclusivas

Confidencial Digital publica noticias exclusivas, que solamente se leen en estas páginas. Y ha creado una comunidad de amigos, Somos ECD, a quienes además se ofrece otras informaciones más, para que sean lectores mejor informados aún, junto con varios servicios y ventajas. Súmate a este proyecto periodístico incorporándote a Somos ECD.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?