Dinero

El Gobierno retrasa los Presupuestos a junio

ERC ha pedido tiempo al PSOE para dar otro “sí” tras el aval a la investidura de Pedro Sánchez. Hacienda concluye que es un buen mes para aprobar las cuentas

Equipos de negociación de ERC y PSOE
photo_cameraEquipos de negociación de ERC y PSOE

Pedro Sánchez no está dispuesto a poner en riesgo los Presupuestos por culpa de la crisis en Cataluña. Moncloa ha dado orden a Hacienda de echar el freno a las negociaciones. Considera que es necesario avanzar antes en la mesa de diálogo entre Gobiernos para convencer a ERC de que le interesa apoyar las cuentas del Estado.

Según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes próximas al Ejecutivo, Moncloa asume que tendrá que empezar a dar pasos con la Generalitat de Cataluña si quiere lograr que ERC adopte posiciones más flexibles de cara a alcanzar acuerdos en el Congreso.

Ningún pacto para apoyar los Presupuestos

Pero especialmente, de cara a lograr la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado. “Sin cuentas no hay nada”, reconoce a ECD un alto cargo del Ministerio de Hacienda.

Se tiene en cuenta que la investidura ha puesto fin al bloqueo institucional pero, sin unos nuevos Presupuestos para este año, Sánchez tendrá muy complicado gobernar. Aprobar unas cuentas públicas supondría para el jefe del Ejecutivo asegurarse llegar al menos al ecuador de la legislatura y abrir incluso la posibilidad de completarla.

En el seno del Gobierno se insiste en que no hay nada pactado con ERC respecto a la posibilidad de que la formación de Oriol Junqueras apoye los Presupuestos. El único acuerdo era la abstención para la investidura. No hay nada más pactado. En el Gobierno asumen que “ya no se comprometen a nada hasta ver avances”.

ERC ha pedido tiempo para dar otro “sí”

Por lo pronto, la dependencia de Esquerra va a condicionar los primeros meses de Pedro Sánchez al frente del Gobierno de coalición con Podemos.

De hecho, fuentes de varios ministerios económicos, a las que ha tenido acceso Confidencial Digital, explican que ERC ha pedido tiempo a Moncloa para apoyar los Presupuestos tras facilitar hace menos de dos semanas la investidura de Pedro Sánchez.

Fija la aprobación de las cuentas en junio

Fuentes del entorno de la ministra de Hacienda confirman también que, de momento, María Jesús Montero ha recibido la orden de Presidencia de aplazar las negociaciones con ERC.

Con este cambio de planes, el Ministerio ha comenzado a trabajar con un calendario que retrasa la presentación de los Presupuestos hasta marzo, el mismo mes en que también fueron registradas las correspondientes a 2017 y 2018, y que fueran aprobadas en junio.

El Gobierno necesita a ERC y está convencido de que encontrará “enormes dificultades” para arrancar su aval hasta que constaten algún tipo de avance en la mesa de diálogo. Hasta ese momento, concluyen, no se darán las condiciones idóneas para una “negociación sosegada”.

Por lo tanto, el mensaje que se ha trasladado a Hacienda es que “no es aconsejable un alto grado de tensión en las conversaciones”. Ni son recomendables unas “negociaciones con sobresaltos”, aseguran, porque solo llevarán a ERC a establecer “nuevas e inasumibles líneas rojas” y a “continuos órdagos y numeritos en los medios”.

En el departamento que dirige María Jesús Montero se ha comenzado también a asumir el aplazamiento y defienden que ahora “no hay tanta urgencia” por aprobar unos nuevos Presupuestos. “Las cuentas de 2018 todavía en vigor cuentan con el visto bueno de Bruselas”, recuerdan.

Hacienda quiere cerrar antes los apoyos

A diferencia de la estrategia que se desplegó el año pasado, el Gobierno tiene decidido ahora retrasar la presentación del proyecto de ley hasta que se haya cerrado hasta el último voto necesario para sacar adelante las cuentas en el Congreso.

Aseguran que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, “tampoco está dispuesta a jugársela ahora”, como sí hizo en la anterior legislatura, cuando Esquerra rechazó los Presupuestos en el último minuto y precipitó el adelanto electoral.

Quiere trabajar para llevar acuerdos cerrados a Pedro Sánchez y presentar después las cuentas en la Cámara Baja.

Trastoca el calendario inicial de Sánchez

Así las cosas, el frenazo en las conversaciones con ERC trastoca el calendario inicial del presidente para lograr los apoyos a los Presupuestos.

Sánchez había dado orden a Montero de lograr este mismo mes de enero un nuevo acuerdo con los socios que han permitido la investidura para aprobar el techo de gasto de 2020. Su prioridad era blindar cuanto antes el apoyo de ERC a las cuentas por si el ambiente preelectoral en Cataluña alejaba definitivamente su respaldo.

En paralelo, explican, se debían intensificar también los contactos con PNV, Más País y Teruel Existe, los tres socios que Moncloa quiere mantener para sacar adelante las nuevas cuentas.

La consigna que se ha trasladado esta semana al Ministerio de Hacienda, tras la investidura, es otra totalmente distinta: “Ahora ya no hay tanta prisa”.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres formar parte de ECD?