Dinero

El Gobierno desatasca 6.500 plazas de funcionarios ante la incertidumbre de la investidura

La convocatoria se encontraba paralizada por la situación del Gobierno en funciones y los sindicatos han logrado desbloquearla para convertir puestos de interinos en fijos

Pedro Sánchez anuncia la convocatoria de elecciones.
photo_cameraPedro Sánchez anuncia la convocatoria de elecciones.

El Gobierno ha comprometido la convocatoria de cerca de 335.000 nuevas plazas de funcionario, entre puestos de libre acceso, promoción interna y la forzada por los tribunales de estabilización de temporales que llevaban décadas trabajando para la Administración con relaciones laborales no regulares.

Los sindicatos han sido especialmente críticos en los últimos meses con la relajación del Gobierno central en particular, y de todas las Administraciones Públicas en general, con los procesos de estabilización y consolidación de interinos y temporales.

Entre 2017 y 2019 las ofertas de empleo aprobadas han anunciado 176.743 plazas para consolidar la situación irregular de estos trabajadores, pero su ejecución real ha sido marginal.

Ahora, según ha podido confirmar Confidencial Digital por fuentes conocedoras del proceso, el Ministerio de Función Pública acaba de firmar un acuerdo con los sindicatos de funcionarios para desarrollar el proceso de estabilización de los empleos temporales correspondientes a 2018 y 2019.

Se trata de 6.598 plazas que todavía se encontraban ‘congeladas’ ante la inercia política y que por fin van a ponerse en marcha.

Riesgo de que las plazas caduquen

Comisiones Obreras advirtió también hace unos meses del riesgo real de que miles de esas plazas caduquen si transcurren más de tres años desde la convocatoria y la ocupación efectiva del puesto. El plazo de tres años se recoge en el artículo 70.1 del Estatuto Básico del Empleado Público.

La histórica Oferta de Empleo Público de la Administración del Estado para 2018 se aprobó un 27 de julio de 2018 y, por tanto, alcanzará su fecha de caducidad en julio de 2021. Por el momento, se han convocado alrededor de 17.000 plazas de las 25.902 inicialmente previstas, tal y cómo contó La Información hace unas semanas.

Pero la parálisis política ha atascado el proceso y sitúa en riesgo de desactivación un porcentaje elevado de las comprometidas en su día.

Retraso en la convocatoria de 2018

Por si esto fuera poco, el retraso en la convocatoria de las plazas de 2018 está provocando que se solapen con las convocatorias de 2019, complicando el procedimiento.

Hay que tener en cuenta que este tipo de procesos se dilatan en torno a un año y medio entre que se convoca la plaza y se ocupa de forma efectiva, y que en muchos casos se plantean recursos que pueden retrasar aún más esos trámites e impedir que se ocupen los puestos en tiempo y forma.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes