Dinero

Las industrias dan por seguro un corte de suministro de gas: han reducido ya un 15% el consumo

Ladrillo, alimentación y refino son los sectores más preocupados. Han comenzado a aplicar restricciones y tomado medidas urgentes como adelantar los mantenimientos

Industria.
photo_camera Industria.

Toda Europa se encuentra en máxima alerta. Y también lo estamos en España. Aquí, las industrias han comenzado a considerar creíble la amenaza de que Rusia dé un paso más y aplique un corte de suministro de gas a los estados miembros, como medida de presión en pleno choque por la invasión de Ucrania. Y, por eso, algunos sectores industriales están ya aplicando restricciones.

Frente a la enorme dependencia del gas ruso que sufren algunos países del centro y norte de la UE, España se encuentra en una situación distinta, debido a su baja exposición a la compra de gas ruso, y también por contar con seis plantas regasificadoras en las que se concentra un 34% de la capacidad de regasificación de la UE y un 44% del almacenamiento del gas natural licuado (GNL), el que viene en barco.

Desde el Gobierno y el propio sector energético se subraya que para España existe también un menor riesgo de falta de suministro gracias a la diversificación de los países de origen, y por el esfuerzo que se está realizando para llenar los almacenes de gas, incluso por encima del ritmo que pide Bruselas.

Han reducido un 15% el consumo de gas

Según ha confirmado Confidencial Digital en fuentes de varias patronales sectoriales, la industria da por hecho que habrá cortes de suministro de gas en España el próximo invierno.

Es un escenario que, unido a los altos precios del gas, les ha llevado a tomar medidas de urgencia. Según los datos de Enagás, las empresas redujeron ya un 15% su consumo este pasado mes de junio, y la tendencia se ha mantenido en julio.

Destacan también que han adelantado los mantenimientos, que habitualmente realizan en los meses de invierno, han buscado cambiar las fuentes de generación, y las que no han tenido otro camino han debido afrontar paradas de producción.

Inquietud en alimentación, refino y ladrillo

Según las fuentes consultadas por ECD, los mayores problemas se centran en sectores como la alimentación, la cerámica y el ladrillo.

Otros, como el refino, han buscado fórmulas alternativas para poder producir en sus instalaciones sin utilizar gas natural, mientras que otros sectores, como el agroalimentario, el papel y el químico, admiten que encuentran problemas para poder mantener la producción.

Se plantaron frente al recorte de Bruselas

Hay que recordar que las patronales Anfac y Sernauto (automoción), AOP (petroleras y refino), Aspapel (papel), Feique (química y farmacia), Fiab (alimentación y bebidas), Oficemen (cemento), Primigea (materias primas minerales) y Unesid (siderurgia) se unieron para reclamar al Gobierno que se plantase contra el sistema que contemplaba Bruselas de reducir su consumo de gas en unos porcentajes preestablecidos para todos los países. 

Era un mecanismo que se activaría unilateralmente por la Comisión Europea, o por petición de dos estados miembros en caso de emergencia.

Ese plan de acción para blindarse ante un corte de gas procedente de Rusia planteaba un sistema de reducciones obligatorias del consumo de gas iguales para todos los países de la UE del 15%, con independencia de su situación de dependencia de gas ruso y las garantías de seguridad de suministro en cada estado, que en el caso de España ha quedado finalmente en la mitad del recorte: entre un 7 y un 8%.

 
Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes