Dinero

Los moscosos se salvan

El Gobierno retira a última hora el recorte de días para asuntos propios que incluyó inicialmente en la resolución que regula la jornada y horarios de los funcionarios

Funcionarios de oficinas de empleo.
photo_cameraFuncionarios de oficinas de empleo.

Casi en tiempo de descuento, el Gobierno acaba de salvar los moscosos, los días para asuntos propios que disfrutan los empleados públicos, seis al año por regla general. La rectificación se ha producido tras un mes de incertidumbre, nervios y protestas en la mayoría de los ministerios.

A principios de febrero, el Ministerio de Función Pública había decidido limitar los días de asuntos propios de los empleados públicos, introduciendo un nuevo criterio que los condicionaba al tiempo trabajado durante el año.

Una intención que llegó a comunicar a los sindicatos, y que provocó enorme alarma y duras críticas entre los afectados. Hasta el punto de que el anuncio de una reducción de las jornadas por asuntos propios disparó la solicitud de moscosos en los ministerios y empresas públicas.

El recorte se refería a los días de libre disposición para supuestos concretos, y no menos importantes, como el de las mujeres víctimas de la violencia de género, las personas con una excedencia por cuidados familiares, o los funcionarios de nuevo ingreso.

Para estos casos, el Ministerio de Función Pública aplicó el pasado mes de diciembre un factor de proporcionalidad, de tal manera que los días de asuntos propios fuesen proporcionales al tiempo trabajado durante el año natural.

El secretario de Estado de Función Pública, José Antonio Benedicto, se vio obligado entonces a explicar que lo que había hecho el Ejecutivo era aclarar que, en el caso de funcionarios de nuevo ingreso, el periodo trabajado que se tendrá en cuenta para calcular los moscosos será el que medie entre la toma de posesión de su plaza y el final del año.

Desde el Ministerio de Función Pública aseguraron que solo se había producido esa novedad respecto a los moscosos. Se concretaba en que el periodo de prácticas no computará para el reconocimiento del derecho a días libres.

Elimina el recorte de los moscosos

Ahora, según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes sindicales, la Resolución del Ministerio de Función Pública sobre “Jornada y Horarios en la Administración del Estado” no ha incluido finalmente el requisito de que los moscosos sean proporcionales al tiempo trabajado, y que en la práctica suponía un recorte de estos días. En el BOE no hay ni rastro de esta reducción.

Los moscosos son seis días de permiso por asuntos particulares, a los que se añaden dos días más al cumplir seis trienios en la Administración, más otro día extra adicional por cada trienio cumplido a partir del octavo, todos ellos sometidos a la previa autorización del superior y a las necesidades del servicio.

Nunca se han vinculado al periodo trabajado

Desde 1983, los funcionarios tienen derecho a esos días de permiso por asuntos particulares, conocidos como los moscosos por el creador de esta atribución: el entonces ministro de Presidencia Javier Moscoso.

No estaban vinculados al periodo trabajado y, por tanto, no se encontraban sometidos a prorrateo ni eran proporcionales al tiempo de servicio, como planteó hace unas semanas el Ministerio de Función Pública.

Fueron aprobados para compensar a los empleados públicos por la pérdida de poder adquisitivo, dado que los sueldos no se incrementaban al ritmo del IPC.

Los moscosos fueron recortados en 2012 por el Gobierno de Mariano Rajoy, y posteriormente fueron devueltos en reconocimiento por el esfuerzo realizado por ese personal durante los años de recortes por la crisis económica.

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?