Dinero

Sánchez busca una foto con la activista Greta Thunberg en el Foro de Davos

El presidente lo intentó sin éxito en la Cumbre del Clima en Madrid y acude al encuentro de líderes mundiales desplazando de nuevo a Felipe VI

Pedro Sánchez dando un discurso
photo_cameraPedro Sánchez dando un discurso

Pedro Sánchez retoma su agenda internacional y asistirá la semana que viene al Foro Económico de Davos. Moncloa se ha propuesto conseguir en el encuentro de líderes mundiales una foto del presidente con la activista medioambiental Greta Thunberg tras intentarlo sin éxito en la Cumbre del Clima en Madrid.

Cerca de cincuenta jefes de Estado, de Gobierno y personalidades de todo el mundo participarán en el Foro Económico Mundial (WEF) de Davos. Entre ellos, el presidente estadounidense Donald Trump.

La 50ª edición del WEF, que se celebra entre el martes y el viernes, tendrá 2.800 participantes reunidos en la selecta estación de esquí suiza, protegida con excepcionales medidas de seguridad.

Entre las presencias más relevantes a nivel mediático está la adolescente sueca Greta Thunberg, que regresa a Davos un año después de su primera participación, convertida ahora en una figura internacional de la defensa medioambiental.

En el caso de España, la representación estará encabezada por el presidente Sánchez y la vicepresidenta económica, Nadia Calviño.

También acudirán los máximos responsables de grandes empresas como la presidenta de Banco Santander, Ana Botín, y el de BBVA, Carlos Torres, en el sector financiero. También asistirán el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán; el de Acciona, José Manuel Entrecanales; y el de Ferrovial, Rafael del Pino, entre otros.

Busca una foto con Greta en Davos

Fuentes del Gobierno a las que ha tenido Confidencial Digital explican que Moncloa se ha propuesto aprovechar la cita para conseguir esa instantánea de Pedro Sánchez con la activista. Una imagen que no fue posible obtener durante la Cumbre del Clima celebrada en diciembre en Madrid, pese a todas las facilidades que se le ofrecieron desde el Ejecutivo.

En el equipo del jefe del Ejecutivo defienden ahora que la ocasión es más propicia. La creación de una Vicepresidencia para la Transición Ecológica es una muestra inequívoca del compromiso del presidente de colocar esta materia en España entre las prioridades del nuevo Gobierno.

Moncloa, además, ha recibido información de que Thunberg está dispuesta esta vez a reunirse con varios líderes políticos entre los que figura la presidenta federal suiza, la socialista Simonetta Sommaruga. Por lo tanto, creen que habrá una “oportunidad única”.

El acercamiento de Sánchez a Greta

De hecho, Sánchez ha comenzado el acercamiento a la activista por el clima. En el debate de investidura, se refirió a Greta Thunberg a la que defendió, sin nombrarla, ante la batería de críticas que algunos líderes políticos le lanzaron en el Congreso.

Pedro Sánchez aseguró: “Me siento más identificado con esos jóvenes que marcharon por el centro de Madrid reclamando algo que es de izquierdas, pero creo que trasciende, como es la solidaridad intergeneracional” en referencia a la manifestación, encabezada por Thunberg, durante la Cumbre del Clima de diciembre. “El cambio climático va a ser un eje”, remató el presidente.

Greta ya acudió a Davos en 2019 y salió del Foro Económico bastante decepcionada. “Lamentablemente, no creo que haya sido un éxito para el clima. La gente simplemente habla y no hace lo que dice”, dijo entonces, después de haber clamado ante la cúpula económica global: “¡La casa está en llamas!”

Antes del inicio del Foro Económico Mundial, la activista participará este viernes en una manifestación en la ciudad suiza de Lausana. Se espera, además que esa marcha reúna a varios miles de personas y tenga como principal reivindicación adoptar medidas urgentes para frenar el cambio climático.

Pedro Sánchez vuelve a desplazar al rey

Además, según ha podido confirmar ECD por miembros de la delegación española que viajará la próxima semana a Davos, Moncloa ha vuelto a decidir este año que el rey no ocupe el lugar que, a su juicio, “corresponde al presidente del Gobierno”.

En el equipo del jefe del Ejecutivo defienden que sería “inimaginable” que en vez de Boris Johnson, acudiera la reina Isabel II a Davos, se entrevistara con Donald Trump o Emmanuel Macron y acabara impartiendo una conferencia en el Plenario de la cumbre.

Felipe VI asistió por primera vez al Foro Económico Mundial de Davos en enero de 2018 para defender la imagen de España. Por si esto fuera poco, el monarca encabezó entonces la mayor delegación española de presidentes de grandes empresas y bancos de la historia del evento.

Era también la primera ocasión en que un rey de España participaba en el principal foro de debate económico del mundo, ya que ni Felipe VI ni su padre Juan Carlos I lo habían hecho con anterioridad.

Una presencia del Jefe del Estado que contó con el visto bueno del entonces presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que siempre rechazó acudir a esta importante cita por sus problemas con el inglés, tras el inusual retraso que había forzado Zapatero años atrás en uno de los debates por no hablar este idioma.

Representantes de monarquías absolutas

En Moncloa insisten en que no hay ninguna monarquía parlamentaria europea en la que el Jefe del Estado ocupe el lugar del primer ministro en este foro. Por eso, Pedro Sánchez ha decidido consolidar su presencia en Davos y corregir la autorización que en 2018 Mariano Rajoy concedió a Felipe VI.

En el equipo del presidente destacan la presencia en este tipo de encuentros de otros monarcas como el príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed Bin Salman, o el rey Abdalá de Jordania, representantes de monarquías absolutas, que nada tienen que ver con la española.

No obstante, fuentes de la delegación empresarial española destacan que este año acude también el príncipe Carlos de Inglaterra, y en la edición de 2019 también asistieron la reina Máxima de Holanda, Guillermo de Inglaterra y los príncipes herederos Haakon de Noruega y Federico de Dinamarca.

La proyección internacional de Sánchez

Desde que llegó a La Moncloa, Pedro Sánchez ha asumido en primera persona buena parte de la proyección internacional de España. Incluso estando en funciones ha participado en foros internacionales, como la Asamblea General de la ONU en septiembre y la Cumbre del G-7 en agosto, además de los obligados Consejos Europeos y la Cumbre del G-20 en Osaka (Japón) en junio.

No obstante, después de su viaje a Nueva York en septiembre, con las elecciones del 10 de noviembre ya convocadas, Sánchez se ha centrado en la agenda política nacional y solo ha asistido a las cumbres de la UE y a la de la OTAN en diciembre.

Los viajes de Pedro Sánchez son programados y organizados por el Gabinete del Presidente del Gobierno, que ha desplazado al Ministerio de Asuntos Exteriores, rompiendo así la práctica de que este departamento se encargara de la gestión de las visitas institucionales.

Moncloa es quien diseña y coordina ahora la agenda internacional del jefe del Ejecutivo. Toma las decisiones y concierta las citas. La proyección internacional del presidente del Gobierno ha sido una de las prioridades del Gabinete de Presidencia.

Siete años de ausencia con Mariano Rajoy

Como se ha dicho, Mariano Rajoy declinó siempre la invitación al Foro Económico Mundial durante sus siete años de Gobierno. Zapatero acudió por primera vez después de seis años en La Moncloa. En la edición de 2010, participó en dos encuentros dedicados a la situación económica de la eurozona y a la gobernanza global.

Desde el año 2000, cuando el entonces presidente José María Aznar acudió al foro, ningún presidente había asistido al encuentro en el que los máximos mandatarios de diferentes países y presidentes y consejeros delegados de las mayores empresas del planeta debaten sobre los asuntos de mayor transcendencia del momento.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes