Dinero

Las vicepresidentas Calviño y Ribera acusan a Félix Bolaños de enredar con Podemos en la guerra de la luz

Le echan en cara estar dando alas desde Moncloa a la creación de la empresa pública de electricidad que reclaman los socios de Gobierno

Teresa Ribera y Pedro Sánchez.
photo_camera Teresa Ribera y Pedro Sánchez.

Podemos ha redoblado su apuesta para la creación de una empresa pública de electricidad que rebaje el precio de la luz. Una opción que Pedro Sánchez ha descartado. Sin embargo, uno de los hombres fuertes del presidente, Félix Bolaños, apoya en su reivindicación al socio de Gobierno del PSOE, lo que le ha enfrentado a las vicepresidentas económicas.

“Es un viejo debate, pero cuando acordamos nuestro programa de coalición lo discutimos y ese asunto quedó fuera. No forma parte del acuerdo de coalición”, zanjó este domingo Sánchez en una entrevista en el diario El País. Pese a ello, la ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra, ha vuelto a insistir poco después en la creación de una empresa pública que dote de herramientas al Gobierno para atajar la escalada del precio de la electricidad.

Es tan solo una de las propuestas de Unidas Podemos para hacer frente a la subida de la luz. El ministro de Consumo, Alberto Garzón, también ha ahondado en otra de las medidas estrella de la formación morada: regularizar los precios estableciendo máximos.

Una propuesta que tampoco convence a las vicepresidentas Nadia Calviño y Teresa Ribera. De hecho, la ministra de Economía ha aseverado en El Mundo que “con la luz no se pueden tomar atajos que lleven a males mayores”.

Bolaños se alía con Podemos

En pleno enfrentamiento entre los socios, fuentes socialistas del Gobierno admiten a Confidencial Digital que el ministro de la Presidencia, Félix Bolaños, defiende el plan de Podemos de crear una empresa pública de energía para gestionar las centrales hidroeléctricas ante la escalada del precio de la luz, pero siempre una vez terminen las actuales concesiones.

Se trataría de una medida “a medio y largo plazo” para hacer prevalecer la seguridad jurídica, aseguran que ha defendido Bolaños en los últimos días ante el presidente del Gobierno, en línea con las tesis de Podemos y en contra del criterio de las vicepresidentas Calviño y Ribera.

Bolaños sostiene que esta iniciativa se ajustaría al marco regulatorio europeo, al seguir la estela de otros países, y cumple con la línea roja marcada por Pedro Sánchez durante su discurso la semana pasada en la Casa de América para inaugurar el curso político.

Enfrentado a las vicepresidentas

Según las fuentes consultadas por ECD, el apoyo de Félix Bolaños a la iniciativa de Podemos ha provocado un choque del ministro con las dos vicepresidentas del PSOE, es decir, Nadia Calviño y Teresa Ribera, que rechazan rotundamente la creación de esa empresa pública de electricidad, al igual que Pedro Sánchez.

Hasta el punto de que Calviño y Ribera han reprochado en privado al titular de Presidencia que “esté dando alas desde Moncloa a la propuesta de Podemos”, lo que –a su juicio- ha provocado que la formación morada haya recrudecido su guerra contra el PSOE y haya condicionado su apoyo a los Presupuestos de 2022 a que se acepte su medida estrella para rebajar el precio de la luz.

 

“Podemos se ha envalentonado en su batalla con el PSOE porque Bolaños les está siguiendo el juego desde Moncloa con la empresa pública de electricidad”, critican en varios ministerios socialistas.

“Quiere ser el nuevo Iván Redondo”

Calviño y Ribera recuerdan también ahora que, durante la primera etapa de la legislatura, los miembros de Podemos gozaban de un nexo directo con Pedro Sánchez a través de Iván Redondo.

El ex director del Gabinete de la Presidencia del Gobierno conoció a Pablo Iglesias y a su ex jefe de gabinete, Juanma Del Olmo, mucho antes de coincidir en el Gobierno de coalición, y entre ellos siempre existió cierta afinidad.

Hay que destacar que la brecha entre el equipo de Pedro Sánchez en La Moncloa y el resto de los ministerios se agudizó durante los peores meses de la crisis del coronavirus.

Algunos miembros del Ejecutivo, sobre todo de la parte socialista, se mostraban descontentos en privado por la influencia de Pablo Iglesias y de Podemos en las decisiones del presidente y su círculo de confianza. “Ahora parece que Bolaños quiere ser el nuevo Iván Redondo”, ironizan en el entorno de Calviño y Ribera.

Ayuso presenta ‘Madrid turismo by Ifema’ para “ir a por el turista internacional”

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable