El Chau-Chau

El coronavirus arruina la campaña de captación de fondos de Puigdemont

Mitin de Carles Puigdemont en Perpiñán.
photo_cameraMitin de Carles Puigdemont en Perpiñán.

Carles Puigdemont recobró fuerza mediática el pasado 29 de febrero con un baño de masas ante miles de simpatizantes independentistas en Perpiñán. Aquella pretendida “vuelta a Cataluña” (la Catalunya Nord, para los nacionalistas) consiguió disparar las adhesiones al Consell per la República Catalana, el organismo que dirige el ex president desde Waterloo y con el que financia su estancia en Bélgica. Según el contador de miembros, el 29 de febrero hubo 644 inscripciones, un subidón respecto a los días anteriores. La resaca del mitin en Perpiñán dejó aún cifras importantes los días siguientes: 397, 283, 118...

El ritmo fue decayendo pero coincidiendo con la crisis del coronavirus, que en Cataluña está teniendo graves consecuencias en contagiados y fallecidos, la campaña se ha hundido. Cuatro, diez, cinco, dos, tres, siete adhesiones se han registrado desde el sábado 14 de marzo, día en el que se declaró el estado de alarma. Del 20 al 23, ambos incluidos, no hubo ninguna alta en el Consell, y el martes 24, un solitario donante. El confinamiento no está dejando buenos datos para Puigdemont, pese a que el registro en el Consell per la República se realiza por Internet y, por tanto, es posible realizarlo desde casa. Cada miembro que se apunta tiene pagar, al menos, diez euros, pero puede realizar una aportación mayor.

Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes