El Chau-Chau

Los fiscales se quedan sin fin de semana

El fiscal general del Estado, José Manuel Maza
photo_cameraEl fiscal general del Estado, José Manuel Maza

El viernes, Mariano Rajoy dio una sorpresa: además de la destitución de Puigdemont y sus consejeros, anunció la disolución del Parlament y elecciones el próximo 21 de diciembre. Esta decisión trastocó los planes de la Fiscalía General del Estado, que ya tenía preparada la querella contra Puigdemont por un delito de rebelión. El Ministerio Público contaba con remitirla el lunes al Tribunal Supremo, pero tras el anuncio de Rajoy, el escenario cambió: ahora, entre los independentistas hay tanto aforados como no aforados. Por un lado, el ex president y los ex consejeros ya no están jurídicamente protegidos. Pero por otro, Forcadell y los miembros de la Mesa del Parlament sí, porque ahora forman parte de la Diputación Permanente. Hay, por tanto, dos situaciones jurídicas distintas. Así las cosas, Maza convocó el viernes de urgencia a los fiscales de las audiencias provinciales de Cataluña, del TSJC, de la Audiencia Nacional y del Supremo para redactar dos querellas distintas y enviarlas tanto a la AN como al Alto Tribunal. Los fiscales estuvieron trabajando los documentos a contrarreloj durante el viernes, el sábado, parte del domingo e incluso el lunes. Se quedaron, como decimos, prácticamente sin fin de semana.

Comentarios
Gratis
Quiero estar informado con el Boletín Diario en mi correo