El Chivato

El chocante asalto de la Guardia Civil a un chalet que dejó estupefactos a los agentes

Asalto de la Guardia Civil en Guadalajara.
photo_camera Asalto de la Guardia Civil en Guadalajara.

La difusión de actuaciones policiales en las redes sociales provoca en ocasiones un debate encendido, con comentarios de otros agentes de las Fuerzas de Seguridad y miembros de las Fuerzas Armadas sobre la intervención.

Suele producirse cierta división de opiniones, entre quienes critican a los intervinientes, y quienes se muestran más benévolos y señalan que no es fácil gestionar un momento de estrés y tensión.

Más unánime ha sido la reacción de guardias civiles, policías y militares al vídeo difundido por la Comandancia de la Guardia Civil de Guadalajara, para informar del desmantelamiento de una plantación de marihuana en una urbanización en el municipio de Torrejón del Rey, donde se detuvo a dos personas y se incautaron 450 plantas de droga.

El Chivato ha podido comprobar que el vídeo ha circulado entre un buen número de agentes de las Fuerzas de Seguridad, que han expresado su asombro por un detalle.

Se ve a un grupo de guardias civiles a las puertas del patio de un chalet. Dos de ellos manejan un ariete, con el que abren de golpe la puerta de acceso al patio. Forman parte, como el resto de los agentes que aparecen en la imagen, de la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia (USECIC). Van equipados con chalecos de protección balística, cascos (algunos con visera transparente), e incluso en algunos casos con armas largas.

Las USECIC son unidades de reserva de ámbito provincial capacitadas para el apoyo operativo a las compañías y puestos Territoriales en las tareas de prevención, mantenimiento y restablecimiento de la seguridad ciudadana.

Cuando se ha abierto la puerta con el ariete, y el jefe del equipo parece hacer un gesto para entrar al grupo que está apostado junto a la valla del chalet, aparecen corriendo dos guardias civiles que no llevan casco, sino que van uniformados como cualquier agente que patrulla en las zonas rurales, con chaleco antibalas y arma corta.

Estos dos protagonistas se lanzan al patio corriendo. Parece incluso que el jefe de la intervención intenta detenerlos con la mano, y un agente de la USECIC que estaba a punto de entrar, empuñando un subfusil, se detiene y mira a su jefe.

Los dos guardias civiles que van sin casco acceden al patio pero se despliegan hacia los laterales. El responsable del asalto dice “adelante” y entonces ya se ve avanzar a los efectivos de las USECIC.

De inmediato se desató una catarata de críticas hacia los dos operativos que se adelantaron al equipo de intervención de la USECIC. Muchos policiales se preguntan por qué no fue la USECIC, con el equipo preparado para este tipo de intervenciones, quien accedió en primer lugar.

Hablan de “chapuza”, y atacan duramente a esos dos guardias civiles por entrar los primeros. Apuntan que podrían ser miembros de la unidad de Policía Judicial, o del puesto territorial de Seguridad Ciudadana. Pero, en cualquier caso, denuncian la falta de formación o el deseo de protagonismo que provocó esa situación.

Las críticas también se están lanzando con cierto humor. Entre guardias civiles, policías y militares que suelen analizar con interés estos procedimientos de asalto e intervención circulan montajes en los que se ve a los dos agentes que se lanzaron en primer lugar a ese chalet de Guadalajara en situaciones propias de unidades de operaciones especiales, e incluso saltando de las lanchas de los aliados en el Desembarco de Normandía.

 

Junto a estas críticas, también hay mensajes hacia la institución. Algunos expertos señalan que el origen de este tipo de fallos es la falta de adiestramiento y de medios materiales que sufren las unidades ordinarias de seguridad ciudadana.

Marruecos 0-0 (3-0) España
                Copa Mundial de la FIFA Catar 2022                

Busquets dió la charla y la cara Luis Enrique fue de puro bajón
Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable