El Chivato

Los empresarios están asombrados: este Gobierno no recibe a los presidentes de las grandes empresas

El Gobierno de Mariano Rajoy intenta marcar distancias con las esferas del poder económico. Por lo visto, no por amiguismos que le puedan comprometer durante su mandato, y no quiere dejarse influir.

El Chivato ha escuchado en círculos empresariales de alto nivel que muchos de los presidentes de las grandes compañías están asombrados con el modo de relacionarse de los nuevos ministros.

Estaban acostumbrados a una interlocución directa con los responsables de cada uno de los ramos, contar en su agenda de contactos con los teléfonos móviles personales de los ministros, y también celebrar copiosas comidas con ellos en algunos de los restaurantes más selectos de Madrid.

Si, antes, lo normal era que los presidentes de las grandes entrasen y saliesen por los despachos de los ministros, ahora, según le cuentan El Chivato, se les exige pedir cita previamente y también explicar el motivo de su solicitud. Es el ministro, en última instancia, quién decide si procede o no recibirle.

El Gobierno del PP practica esta política fría con los grandes empresarios. Y es el propio Rajoy va por delante. Por ejemplo, el presidente del Gobierno no es proclive a dejarse fotografiar junto a las grandes fortunas.

Tampoco frecuenta, desde que llegó a La Moncloa, una de las plazas donde más se forjan los negocios en Madrid, el palco de honor del estadio Santiago Bernabéu, a pesar de su condición madridista.

 

Suecia y Finlandia se convierten en miembros de la OTAN

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable