El Chivato

El JEMAD se quedó con las ganas de saltar en paracaídas

El JEMAD Fernando Alejandre, antes de subirse al helicóptero para saltar en paracaídas.
photo_cameraEl JEMAD Fernando Alejandre, antes de subirse al helicóptero para saltar en paracaídas.

Donald Trump, Emmanuel Macron, Angela Merkel, la reina Isabel II de Inglaterra, los primeros ministros de Canadá, Bélgica y Holanda y otros mandatarios conmemoraron esta semana el 75º aniversario del Desembarco de Normandía, el inicio de la ofensiva aliada que desalojó a las fuerzas alemanas del oeste de Europa a partir de junio de 1944.

Hay quien lamenta que España, por no haber tomado parte en la Segunda Guerra Mundial (Franco se movió entre la neutralidad y la “no beligerancia), quede siempre fuera de estos actos de homenaje que, en cierta forma, contribuyen a reforzar el espíritu de integración europea en base al recuerdo común del horror de aquella guerra.

Pese a ello, las Fuerzas Armadas españolas sí trataron este 6 de junio de realizar su particular homenaje a los militares que participaron en el “día D”. Al frente de ese acto estuvo el jefe del Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), que intentó recordar la efemérides realizando un salto paracaidista.

Intentó... porque la climatología no se lo permitió. Según le cuentan a El Chivato, el general de Ejército Fernando Alejandre acudió a la base de la Brigada ‘Almogávares’ VI de Paracaidistas para efectuar un salto “en memoria de los camaradas que participaron en el salto de Normandía”.

El JEMAD y otros militares se prepararon con todo el equipo del ‘paraca’ y se subieron a un helicóptero Chinook, que despegó y puso rumbo a Casa de Uceda, un municipio de Guadalajara a 50 kilómetros de la base de la Bripac en el que Defensa cuenta con un terreno para entrenar saltos paracaidistas.

Pero una vez allí, la ciclogénesis explosiva ‘Miguel’ que atraviesa la Península Ibérica estos días impidió llevar a cabo el salto. Las malas condiciones meteorológicas, sobre todo el viento, llevaron a suspender por prudencia este salto que no pasaba de ser un gesto de homenaje a los 24.000 militares aliados que se lanzaron sobre Francia en la “Operación Overlord”, nombre en clave del Desembarco de Normandía.

“En una acción de guerra, esas condiciones meteorológicas no hubieran impedido saltar”, comentaron fuentes militares en tono distendido. Pero no se quiso correr ningún tipo de riesgo. Así que el helicóptero tomó tierra y el JEMAD estuvo un rato charlando con miembros de la Bripac que le acompañaron en el fallido salto.

El jefe del Estado Mayor de la Defensa se quedó con las ganas de rememorar los saltos con paracaídas que hizo en los inicios de su carrera militar. Tras salir de la Academia General Militar como teniente de ingenieros, Fernando Alejandre fue destinado al Batallón de Ingenieros Paracaidista, en el que mandó como capitán la Compañía de Zapadores Paracaidistas. También pasó por la Brigada Paracaidista tiempo después, antes de ser destinado como profesor a la Escuela de Estado Mayor del Ejército.

El JEMAD Fernando Alejandre, antes de subirse al helicóptero para saltar en paracaídas.

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?