El Chivato

Josep Borrell ni conocía a Irene Lozano

lozanoex
photo_camera Irene Lozano promete su cargo ante Borrell.

Irene Lozano tomó posesión este martes de su nuevo cargo como secretaria de Estado de la España Global, después de que la semana pasada se anunciara que Moncloa había decidido desmontar el Alto Comisionado para la Marca España, dirigido por Carlos Espinosa de los Monteros, y crear un nuevo departamento en Exteriores dirigido por la ex diputada de UPyD.

La decisión de Pedro Sánchez provocó una gran polémica en ámbitos diplomáticos, donde no se entendió la designación de Lozano para la defensa de la reputación internacional de España ni la necesidad de crear una secretaría de Estado para una misión que, hasta la fecha, no tenía retribución alguna: ahora va a suponer un desembolso de 110.000 euros de sueldo para su nueva responsable.

En el Ministerio de Exteriores tampoco ha pasado inadvertida, ni mucho menos, la elección del presidente. Según le cuentan a El Chivato, “ya había rumores” de que Moncloa quería “renovar a fondo” la Marca España, situando al frente a una mujer. No obstante, lo que nadie sospechaba era que se disolviera el Alto Comisionado y que se nombrara a Irene Lozano.

Pero el más sorprendido por este movimiento, de hecho, ha sido Josep Borrell. El ministro, presente ayer en la toma de posesión de la nueva secretaria de Estado, ha reconocido a su entorno más próximo que no conocía personalmente a la ex diputada de UPyD, dejando a las claras que la elección no ha sido suya, sino de Pedro Sánchez.

Lozano, consciente de las suspicacias que ha provocado su nombramiento, se ha dejado ver por el Ministerio antes de prometer el cargo, con el objetivo de darse a conocer entre los demás altos cargos de Exteriores. El ministro, tal y como ha pasado ya con los nombramientos de varios embajadores, ha tenido que acatar la decisión de Moncloa y recibirla con los brazos abiertos.

 
Comentarios
Somos ECD
Queremos escucharte y queremos que nos ayudes