El Chivato

Pablo Iglesias habló de cal viva pero su gobierno niega que haya habido “terrorismo de Estado”

Pablo Iglesias, en el Congreso de los Diputados.
photo_camera Pablo Iglesias, en el Congreso de los Diputados.

“Lo dijo el señor Felipe González; sí, el que tiene las manos manchadas de cal viva”. Esas palabras de Pablo Iglesias dirigidas a Pedro Sánchez en el hemiciclo del Congreso de los Diputados, en marzo de 2016, enfurecieron a los diputados del PSOE y ensancharon aún más las diferencias entre los socialistas y Podemos.

La pulla de Iglesias hacía referencia clara a los asesinatos cometidos por los GAL (Grupos Antiterroristas de Liberación) contra etarras, miembros de la izquierda abertzale o personas que se sospechaba que tenían relación con el entorno proetarra. El primer crimen fue el secuestro, tortura y entierro en cal viva de los cadáveres de José Antonio Lasa y José Ignacio Zabala, dos presuntos terroristas de ETA, en 1983.

El líder de Podemos echó en cara al PSOE y a Felipe González su responsabilidad en estas actividades terroristas. Por todo esto llama la atención ahora que el Gobierno de coalición PSOE-Podemos tire balones fuera ante peticiones de información sobre este asunto.

El Chivato ha podido acceder a un intercambio de preguntas y respuestas parlamentarias por escrito entre Jon Iñarritu, diputado de EH Bildu en el Congreso, y el Gobierno de España, a cuento del “terrorismo de Estado”.

Iñarritu registró en el Congreso el 4 de diciembre de 2019 una pregunta al Gobierno en la que incluyó varias cuestiones: 1) “¿En cuántos casos atentó el terrorismo de Estado español en el País Vasco Norte – Iparralde – Pays Basque (Estado francés)? ¿Con qué resultado?”; 2) “¿Cuántos de esos casos fueron esclarecidos? ¿Cuántos están sin esclarecer?”; 3) “¿Contempla el Gobierno tomar las medidas oportunas con el fin de esclarecer todos aquellos atentados cometidos por el terrorismo de Estado?”.

La respuesta se emitió el 29 de enero de 2020, es decir, cuando ya se había formado el Gobierno de coalición con ministros de Podemos, y Pablo Iglesias ya era vicepresidente segundo. Fue una contestación muy breve:

-- “En relación con la información interesada, se señala que no existe ‘terrorismo de Estado español en el País Vasco Norte-Iparralde’”.

Esto no dejó satisfecho a Iñarritu, que contraatacó con una nueva batería de preguntas: “¿Cuál es el motivo de un ejercicio de negacionismo por parte del Gobierno?”, “¿Cómo define el Gobierno el terrorismo creado, dirigido y financiado por autoridades del Estado?”, “¿El Gobierno considera que la Triple A, el Batallón Vasco Español, GAL, ATE y otras siglas no fueron terrorismo de Estado?”.

No ha habido la más leve modificación. El Gobierno de España ha vuelto a responder el 11 de marzo de la misma forma, con la misma frase: “En relación con la información interesada, se señala que no existe ‘terrorismo de Estado español en el País Vasco Norte-Iparralde’”.

El vídeo del día

Endesa lanza un 'megaplan' inversor de 25.000 millones a 2030.

Se calcula que los GAL asesinaron a 24 personas, el Batallón Vasco Español a 18, la Triple A a ocho... Los tribunales han condenado a los responsables de algunos de estos atentados, entre los que hubo agentes, comisarios y generales de la Policía y de la Guardia Civil, y dirigentes políticos hasta llegar a un ministro.

Por ejemplo, el Tribunal Supremo impuso diez años de cárcel al ex ministro del Interior José Barrionuevo, al ex director de Seguridad del Estado Rafael Vera y al ex gobernador civil de Vizcaya Julián Sancristóbal (junto a varios policías nacionales y al ex secretario general del PSOE en Vizcaya Ricardo García Damborenea) por el secuestro de Segundo Marey.

Por el secuestro, tortura y asesinato de Lasa y Zabala fueron condenados el gobernador civil de Guipúzcoa Julen Elgorriaga, el general de la Guardia Civil Enrique Rodríguez Galindo, y los ex agentes Ángel Vaquero, Enrique Dorado y Felipe Bayo.

Cabe recordar también que varios familiares de asesinados por el GAL u otras organizaciones vinculadas a los aparatos policiales han sido indemnizados como víctimas del terrorismo.

Comentarios
Somos ECD
Periodismo libre, valiente, independiente, indispensable