image001
photo_camera Póquer: La historia detrás de uno de los juegos de azar más populares

Gadgets

Póquer: La historia detrás de uno de los juegos de azar más populares

De todos los juegos que ofrecen estas plataformas, el póquer es uno de los más elegidos

Según un estudio de Spin Casino, la industria de los casinos online es una de las más productivas. Su éxito se debe a que reúne los tradicionales juegos de azar en un mismo lugar con la conveniencia de jugar desde cualquier rincón del mundo.

De todos los juegos que ofrecen estas plataformas, el póquer es uno de los más elegidos. Desde sus orígenes al día de hoy, este juego se ha adaptado a distintas modalidades y prevalece, en la actualidad, como uno de los más populares, incluso, en una de las novedosas formas de participar del casino, el casino en vivo. ¿Cuál es la historia de este apasionante juego de azar?

Los orígenes del póquer

El póquer, al igual que muchos otros juegos del casino, tiene una larga trayectoria. Se cree que sus orígenes se remontan al año 1000 en Persia, región que hoy corresponde a Irán. Allí se jugaba a un juego de cartas cuyo objetivo era formar distintas combinaciones. Durante la Edad Media, el juego se popularizó en todo Oriente Medio y llegó a Europa de la mano de los soldados de las cruzadas.

Los árabes enseñaron las reglas y tanto en Italia como en Francia y España rápidamente se divulgó la versión que utilizaba tres cartas. El objetivo del juego era formar un trío, una pareja o tres cartas de un solo palo. Hacia el 1700, los ingleses y los alemanes incorporaron al juego la posibilidad de hacer apuestas, pero fueron los franceses los que, gracias a las colonias, llevaron el juego a Estados Unidos 100 años después.

¿Quién inventó el póquer?

En 1834, el norteamericano Jonathan H. Green inventó el juego del póquer como se lo conoce al día de hoy, influenciado por los juegos que llevaron los franceses a las colonias. Rápidamente, el póquer se consideró un juego de tahúr, es decir, de apuestas y habilidades. Ya en 1850, el juego adquirió gran popularidad porque en una sola partida los jugadores podían ganar o perder mucho dinero. Además, el jugador dependía de su propio ingenio y habilidad para aprovechar la mejor oportunidad y ganar la partida. El póquer floreció en todo el territorio, aunque algunas provincias lo consideraron ilegal. Lo más interesante de esta historia es que Jonathan H. Green no solo es considerado el padre del póquer, sino que también fue uno de los más reconocidos activistas de la época dedicados a legalizar el gambling.

Al día de hoy, el póquer sigue siendo un juego que cautiva la atención del jugador. La llegada de Internet no hizo más que acercar este juego a quienes no habían participado de él en su versión tradicional y les permite, incluso, a los jugadores experimentados participar del póquer en una nueva modalidad del casino. El casino en vivo hace que pueda jugarse al póquer desde un dispositivo móvil, pero enfrentando a contrincantes de carne y hueso en tiempo real. Esto demuestra que este juego sigue adaptándose a todas las épocas; su historia no hace más que confirmarlo.

El vídeo del día

López insiste en la necesidad de una ley de pandemias
Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?