La guinda

A investigadores españoles por comercializar el primer exoesqueleto infantil

Un menor probando el exoesquelto
photo_camera Un menor probando el exoesquelto

Ocho años después de comenzar el desarrollo y los ensayos clínicos, el primer exoesqueleto infantil es ya una realidad. La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios ha aprobado su comercialización para España y el resto de países de la Unión Europea, según ha anunciado este miércoles la propia compañía, Marsi-Bionics, en un acto de presentación en Madrid al que han acudido el ministro de Ciencia, Pedro Duque, y la presidenta del CSIC, Rosa Menéndez. Elena García Armada, investigadora científica en el Centro de Automática y Robótica del CSIC y parte del jurado del Premio Princesa de Asturias de Investigación Científica y Técnica, fundó la compañía en 2013 y ha catalogado esta certificación como “el hito más importante desde la fundación de la compañía”.

La idea de lanzarse a desarrollar este producto le llegó a García Armada tras conocer a un matrimonio que tenía una hija tetrapléjica llamada Daniela y presente en el acto. Tras ver dos exoesqueletos diseñados para adultos, la familia buscaba una alternativa similar para su hija. Generalmente, el diseño de estos exoesqueletos para adultos es más sencillo (de hecho, existen varios modelos), ya que no requieren tanta personalización. En el caso de los niños, estas estructuras deben crecer con ellos y adaptarse a enfermedades más individualizadas, lo que supone más trabajo. Todo ello llevó a García Armada a diseñar su propio modelo pediátrico: el Atlas 2030. 

 

El PIB sube un 0,2% en el primer trimestre, una décima menos de lo esperado

Comentarios
Somos ECD
¿Quieres ser protagonista del Confidencial Digital?