La guinda

Al proyecto “Nosotras”, de la asociación ‘Dale Una Vuelta’, un espacio para mujeres cuyas parejas son consumidoras de pornografía

Terapia de pareja
photo_camera Terapia de pareja

El espacio Nosotras cuenta con varios testimonio reales de mujeres que han atravesado situaciones similares, un foro abierto para que cualquiera que quiera participar pueda sentirse escuchada, un correo de ayuda, y un diario personal con consejos y herramientas útiles de uso cotidiano. En esta primera fase, el proyecto se centra en la mujer víctima del consumo de su pareja, pero “queremos abordar también otras realidades poco conocidas en el mundo de la mujer y la pornografía, como la adicción en el caso de nosotras, que también existe y está muy silenciada, y tiene rasgos diferentes a la adicción del varón”, señala Úrsula Paiva, psicóloga y asesora de esta iniciativa.

Blanca Elía, presidenta de Dale Una Vuelta, con ocasión del 25N, Día internacional de la eliminación de la violencia contra la mujer, es contundente: “somos víctimas indirectas de la adicción al porno, una violencia colateral pero que nos golpea de lleno. Queremos lanzar un mensaje de escucha, de comprensión, de perdón y ayuda a tantas mujeres que sufren en silencio”. Dale Una Vuelta ha inaugurado en su sitio web un amplio espacio dirigido a mujeres que viven de cerca la adicción a la pornografía de su pareja. “La finalidad es acompañarla en este momento vital, ayudarla a entender lo que está viviendo y caminar a su lado en este proceso de sanación”, según María Contreras, psicóloga y sexóloga, coordinadora de este proyecto.

 

Sánchez anuncia 400 millones de inversión para Egipto

Comentarios
Somos ECD
¿Buscas un medio de información libre, que no se casa con nadie?